BREAKING NEWS

Noticias

Internacional

Tecnologia

8 mar. 2021

Por qué comparar la eficacia de las vacunas contra el COVID-19 puede ser engañoso, según expertos

Expertos llevaron adelante un análisis en profundidad en relación a la comparación de eficacia entre los inoculantes disponibles en los Estados Unidos

Lo más importante a saber en un contexto pandémico y la idea universal que hay que proteger ante una emergencia sanitaria global es que la mejor vacuna es siempre la que está disponibleEn los Estados Unidos, tres vacunas están siendo distribuidas a lo largo y ancho del país: el inoculante de Pfizer/BioNTech, el de Moderna y el de Johnson & Johnson. Las tres son altamente efectivas en lo más importante: prevenir hospitalizaciones y muertes por COVID-19. Pero algunas personas son escépticas en relación a la opción de Johnson & Johnson por tener una cifra menor de eficacia.

Incluso el alcalde de Detroit, ciudad más grande del estado de Míchigan, Mike Dugganrechazó esta semana 6.200 dosis de la vacuna de Johnson & Johnson. “La de J&J es una opción muy buena, pero Moderna y Pfizer son mejores”, declaró en conferencia de prensa el funcionario y añadió: “Haré todo lo posible para asegurarme que los habitantes de esta ciudad obtengan lo mejor”.

Ahora bien, para los científicos es una forma incorrecta de pensar sobre los inoculantes contra el COVID-19 y juzgar a la opción de Johnson como inferior en base a su menor eficacia reportada es engañoso.

De acuerdo a cifras oficiales recopiladas por la Universidad Johns Hopkins, el coronavirus mató en Norteamérica a 523.238 personas, y los infectados totales rozan los 29 millones. La nación lidera ambos rankings mundiales, tanto de casos confirmados como de fallecidos. A pesar de que los nuevos positivos parecieran estar en un claro descenso, el virus SARS-CoV-2 continúa su rápida propagación y las nuevas variantes se esparcen por el globo, por lo cual crece la preocupación entre los expertos por la inminente prolongación de la pandemia, a pesar de las rápidas o lentas, pero campañas en fin, de vacunación. Es por esto que rechazar dosis de vacunas mientras los suministros son escasos socava la campaña para frenar la pandemia.

Canadá ha adquirido un total de 10 millones de dosis de la vacuna que produce la empresa farmacéutica Janseen, una de las subsidiaria de Johnson & Johnson (EFE/EPA/JOHN G. MABANGLO/Archivo)
Canadá ha adquirido un total de 10 millones de dosis de la vacuna que produce la empresa farmacéutica Janseen, una de las subsidiaria de Johnson & Johnson 

Según los datos disponibles, en los ensayos clínicos las vacunas producidas por Pfizer/BioNTech, por Moderna y por Johnson & Johnson redujeron la tasa de mortalidad por el COVID-19 en un 100%, en comparación con los grupos de placebo. A su vez, mantuvieron a todos los que recibieron el antídoto, fuera de los centros hospitalarios. Esto significa que podrían convertir al coronavirus en un problema manejable, en lo que respecta a gestión y manejo de una enfermedad desde la perspectiva de la salud pública.

Para Amesh Adalja, investigador principal del Centro de Seguridad Sanitaria de la prestigiosa Universidad Johns Hopkins, “el objetivo de una vacuna es el de domesticar al SARS-CoV-2, para que se pareciera más a otros virus respiratorios con los que convivimos, por lo cual cuando se mira a las tres vacunas aprobadas en los Estados Unidos, todas son extremadamente buenas en ese punto”.

De todas formas, las vacunas tienen algunas diferencias importantes a destacar. La de Johnson & Johnson es monodosis, requiere una sola dosis, mientras que la de Pfizer y la de Moderna, dos. A su vez, se puede almacenar a temperatura de freezer convencional (2-8°C), a diferencia de la de sus dos competidoras, que exigen temperaturas de ultra frío (-80 a -60°C y -25 a -15°C respectivamente). Además, existe una divergencia en los valores de los inoculantes: Johnson cuesta 10 dólares la dosis, mientras que la de Pfizer más de 20 y la de Moderna entre $25 y 37$ por dosis.

Se trata de ventajas importantes a la hora de hablar de logística en favor de la opción de J&J. Así lo afirmó al medio especializado Vox Saad Omer, director del Instituto de Yale para la Salud Global, “esta opción de inmunización puede aumentar la equidad”, ya que la vacuna de J&J podría llegar a más lugares difíciles de alcanzar.

Las vacunas producidas por Pfizer/BioNTech, por Moderna y por Johnson & Johnson redujeron la tasa de mortalidad por el COVID-19 en un 100%
Las vacunas producidas por Pfizer/BioNTech, por Moderna y por Johnson & Johnson redujeron la tasa de mortalidad por el COVID-19 en un 100%

A la hora de solicitar su aprobación a la FDA (Agencia de Administración de Medicamentos y Alimentos del gobierno de los Estados Unidos) para su vacuna contra el COVID-19, Johnson & Johnson informó que su eficacia general para prevenir los casos del nuevo coronavirus era del 66,1%, una cifra marcadamente menor que las registradas e informadas por Pfizer y Moderna, de alrededor del 95%. Esa diferencia a la hora de hablar de eficacia hizo que algunos norteamericanos comiencen a hablar de una opción que “no está a la altura”.

Ahora bien, los científicos creen que estos números no pueden compararse de manera justa entre sí. Y esto es porque los niveles de eficacia de las vacunas COVID-19 son específicos de los ensayos clínicos a los que fueron sometidas, y esas evaluaciones técnico científicas se llevaron adelante de diferentes maneras.

Además, funcionarios de salud de los Estados Unidos resaltaron que las cifras más importantes, -es decir la prevención de hospitalizaciones y muertes- son consistentes en todos los ámbitos y posiblemente más comparables. Desde que comenzaron a ser distribuidas, los investigadores destacan que las vacunas están haciendo un notable trabajo a la hora de mantener a las personas que contraen la afección con vida.

Por ello Adalja llegó a la conclusión de que “la mejor vacuna COVID-19 para la gran mayoría de las personas es aquella que pueden recibir”, y que “son básicamente intercambiables”.

Algunos norteamericanos cuestionaron la eficacia de la vacuna de Johnson & Johnson (Shutterstock)
Algunos norteamericanos cuestionaron la eficacia de la vacuna de Johnson & Johnson.

Los puntos de comparación

Para medir que tan bien funcionan los inoculantes, las farmacéuticas las testean en diversas etapas, y fases, en donde aseguran que sean seguras, buscan la dosis correcta y procuran determinar cuánta protección brindan. Estos ensayos clínicos, están diseñados para probar las vacunas de forma individual, no se piensa en enfrentarlas entre ellas. Es por ello que las comparaciones directas no siempre tienen sentido.

Así lo expresó el mismo Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, sobre la vacuna de J&J, en enero pasado: “Si esto hubiera ocurrido antes del anuncio de otras vacunas con un 94, 95% d e eficacia, uno habría dicho que una eficacia del 66% es un resultado absolutamente espectacular”.

Pfizer y Moderna fueron las primeras vacunas aplicadas en los Estados Unidos y esta última semana comenzó a distribuirse la de Johnson & Johnson
Pfizer y Moderna fueron las primeras vacunas aplicadas en los Estados Unidos y esta última semana comenzó a distribuirse la de Johnson & Johnson

En sus pruebas en Fase III, las vacunas se probaron contra el virus en el mundo real, en personas “de carne y hueso”, y esto implica estar atento a decenas de miles de participantes en cuanto a sus síntomas, que a su vez están divididos en grupos al azar que recibieron el inoculante real y aquellos que recibieron un placebo (el doble ciego aleatorizado).

Además, los resultados de eficacia de Johnson & Johnson incluyeron ensayos en otros países, mientras que los resultados de Moderna y Pfizer / BioNTech fueron principalmente de participantes de EE. UU. J & J descubrió que la eficacia de la vacuna cambiaba según el país en el que se estudiaba. Se descubrió que la vacuna tiene una eficacia general del 72 por ciento después de cuatro semanas para prevenir los síntomas de COVID-19 en los Estados Unidos. Bajo los mismos puntos de referencia en Sudáfrica, donde una variante del coronavirus con mutaciones preocupantes que lo ayudan a escapar de las vacunas se ha extendido ampliamente, la compañía encontró una eficacia del 64 por ciento.

Según datos del rastreador británico Our World In Data, Estados Unidos ya vacunó a más de 85 millones de personas (REUTERS/Dado Ruvic)
Según datos del rastreador británico Our World In Data, Estados Unidos ya vacunó a más de 85 millones de personas

Los investigadores tendrán que averiguar ahora qué tan bien se comportan las vacunas existentes frente a las variantes, mutaciones y nuevas cepas en el mundo real. Si bien los ensayos clínicos de vacunas se realizaron de forma independiente entre sí, “sería necesario que los científicos se coordinaran de aquí en adelante, compartiendo protocolos y agrupando datos para sacar conclusiones más útiles”, advierten los expertos.

Imagínese lo que sucederá cuando estos estudios generen resultados, cada uno con sus propias poblaciones, criterios de elegibilidad, procedimientos de validación y criterios de valoración clínicos”, alertó Natalie Dean, profesora asistente de bioestadística en la Universidad de Florida, en la revista científica Nature. “Si no queremos que nuestras respuestas finales sean inentendibles, debemos actuar ahora para considerar cómo se pueden comparar y combinar los datos”, recomendó.

Mientras tanto, es importante tener en cuenta que las vacunas son parte de una respuesta integral de gestión de salud pública frente al COVID-19. El distanciamiento social, el lavado de manos, el uso de mascarillas, las pruebas diagnósticas, el rastreo y el aislamiento siguen siendo fundamentales para acelerar el progreso hacia el final de la pandemia.

Más de 1.600 muertes de mascotas en Estados Unidos ligadas a los collares antipulgas marca Seresto

 Collares antiñulgas marca Seresto a la venta en una tienda el 3 de marzo de 2021.


Seresto, un popular collar antipulgas producido por la compañía Elanco Animal Health, acaba de ser relacionado con más de 1.600 muertes de mascotas solo en Estados Unidos desde el año 2012. Los datos provienen de una nueva investigación realizada por el diario USA Today.

 

Pese a los indicios, la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA), que es el organismo que regula los collares antipulgas y cualquier otro tratamiento para mascotas que contenga pesticidas, aún se niega a actuar. USA Today ha publicado documentos a los que obtuvo acceso a través de una solicitud de la Ley de Libertad de Información (FOIA). La dsocumentación incluye  los resúmenes agregados de incidentes sobre Seresto, que acumulan más de 75.000 incidentes reportados y 1.698 muertes de mascotas relacionadas con los collares antipulgas entre 2012 y junio de 2020.

Los collares para mascotas se presentaron por primera vez a los consumidores en 2012. USA Today incluso habló con la ex empleada de la EPA, Karen McCormack, quien afirmaba que la agencia conoce los peligros de los collares Seresto durante años, pero que ha estado “haciendo la vista gorda ante este problema”.

No está claro por qué la EPA se negaría a emitir algún tipo de advertencia sobre el collar antipulgas Seresto de Elanco, pero es probable que el número real de enfermedades y muertes sea mucho mayor que el de los informes oficiales. La existencia de un informe en la EPA sobre un collar peligroso requiere, para empezar, que el dueño de la mascota primero asocie que el collar pueda ser la causa de la enfermedad. Después de eso hay que elaborar el informe avalado por u veterinario y remitirlo a la EPA, lo que requiere mucho tiempo y esfuerzo. Pese a ello sabemos que al menos 1.698 personas se han tomado la molestia de hacer exactamente eso tras la muerte de sus mascotas.

Un portavoz de Elanco explicó a USA Today que el collar Seresto ha sido aprobado para su uso en 80 países, pero eso no demuestra mucho cuando se coteja con las reseñas negativas de producto que el collar acumula en todo el mundo. Por citar solo un ejemplo, el collar antipulgas Seresto tiene una calificación de solo 1.7 de 5 estrellas en un sitio web de reseñas australiano, con 26 calificaciones. Los cpmentarios están llenos de advertencias sobre reacciones adversas graves y parálisis en las mascotas.

“Mi Labrador está en el veterinario ahora mismo luchando por la vida. Hemos comprado el collar de buena fe creyendo que eran dignos de confianza ... nunca más. Tan solo espero que hayamos llegado a tiempo al veterinario ”, dice una revisión australiana de junio de 2020.

Las reseñas de Amazon para los collares en todo el mundo tienen calificaciones mucho más altas, pero algunas de las reseñas aún muestran incidencias similares e incluyen advertencias graves escritas por los dueños de mascotas que confiaron en el producto. Elanco Animal Health era una subsidiaria de la compañía farmacéutica Eli Lilly hasta que se separó en 2019. La firma gastó aproximadamente $ 785,000 en presionar a políticos estadounidenses en 2020 y $ 860,000 en 2019, según la organización de transparencia Open Secrets.

Por qué un apretón de manos puede revelar el estado de la salud mental de un hombre


Los hombres menores de 65 años con poca fuerza de agarre tienen una probabilidad significativamente mayor de tener pensamientos suicidas, según un estudio.

La fuerza de agarre es la fuerza utilizada con la mano para apretar o suspender objetos en el aire. Según un estudio realizado por investigadores de la Washington University de St. Louis, Estados Unidos, este tipo de fuerza estaría asociado con pensamientos suicidas en los hombres.

Los científicos se propusieron investigar la asociación entre la fuerza del agarre manual y los pensamientos suicidas en una muestra representativa de la población adulta de Estados Unidos utilizando datos de la Encuesta Nacional de Examen de Salud y Nutrición (NHANES, por sus siglas en inglés). Las conclusiones fueron publicadas en el volumen número 30 del Scandinavian Journal Of Medicine & Science In Sports.

Para la investigación, se tomaron los datos de la NHANES entre los años 2011 y 2014. La fuerza de agarre en kilogramos (kg) se definió como el valor máximo de la mano dominante. Los pensamientos suicidas se evaluaron mediante una pregunta: “Durante las últimas 2 semanas, ¿con qué frecuencia le ha molestado el siguiente problema: pensamientos de que estaría mejor muerto o de hacerse daño de alguna manera?” y dicotomizado a no (nada) y sí (varios días / más de la mitad de los días / casi todos los días). Se llevaron a cabo regresiones logísticas específicas por sexo para analizar las asociaciones entre la fuerza de agarre y los pensamientos suicidas.

“Se requieren investigaciones futuras para confirmar/refutar nuestros hallazgos y establecer si las intervenciones de fuerza pueden reducir los pensamientos suicidas”, aclararon los científicos (Shutterstock.com)
“Se requieren investigaciones futuras para confirmar/refutar nuestros hallazgos y establecer si las intervenciones de fuerza pueden reducir los pensamientos suicidas”, aclararon los científicos.

Los datos fueron analizados sobre un total de 8903 adultos (edad media 47,4 ± 0,4 años). Cada aumento de 5 kg en la fuerza de agarre se asoció con una reducción del 16% en las probabilidades de tener pensamientos suicidas (0,84, IC del 95%: 0,74 a 0,95) entre la población masculina en general. Estas asociaciones fueron más fuertes en hombres de 20 a 39 años (0,83, IC del 95%: 0,70 a 0,98) y de 40 a 64 años (0,73, IC del 95%: 0,63 a 0,85). Por el contrario, no se observaron asociaciones en mujeres de ningún grupo de edad.

Según sus conclusiones, los hombres menores de 65 años con baja fuerza de agarre tienen una probabilidad significativamente mayor de tener pensamientos suicidas que demuestran una relación dosis-respuesta. “Se requieren investigaciones futuras para confirmar/refutar nuestros hallazgos y establecer si las intervenciones de fuerza pueden reducir los pensamientos suicidas”, aclararon los científicos.

Las conclusiones fueron publicadas en el volumen número 30 del “Scandinavian Journal Of Medicine & Science In Sports” (Shutterstock.com)
Las conclusiones fueron publicadas en el volumen número 30 del “Scandinavian Journal Of Medicine & Science In Sports” 

La salud mental en los hombres

La salud mental de los hombres ha permanecido poco teorizada, particularmente en términos de la naturaleza de género de las relaciones sociales de los hombres, afirma otro análisis realizado en Nueva Zelanda y publicado en el American Journal of Men’s Health bajo el título de Masculinidad, conexión social y salud mental: diversos patrones de práctica de los hombres. “Si bien está bien documentada la importancia de las conexiones sociales y las redes de apoyo sólidas para mejorar la salud mental y el bienestar, sabemos poco sobre las redes de apoyo social de los hombres o sobre cómo buscan o movilizan apoyo social”.

“Se necesita una comprensión profunda de la naturaleza de género de las conexiones sociales de los hombres y las formas en que la interacción entre la masculinidad y las conexiones sociales de los hombres puede afectar su salud mental”.

Para aquella investigación se realizaron quince entrevistas de historia de vida con hombres de la comunidad y se utilizó un marco teórico de las relaciones de género. Los hallazgos brindan información valiosa sobre los diversos patrones de práctica de los hombres con respecto a la búsqueda o movilización de apoyo social.

La salud mental de los hombres ha permanecido poco teorizada, particularmente en términos de la naturaleza de género de las relaciones sociales de los hombres (Shutterstock.com)
La salud mental de los hombres ha permanecido poco teorizada, particularmente en términos de la naturaleza de género de las relaciones sociales de los hombres.

Aquí se descubrió que mientras que algunos hombres diferenciaron entre sus conexiones sociales con hombres y mujeres, otros experimentaron dificultades para movilizar el apoyo de las conexiones existentes. Algunos hombres mantuvieron el deseo de ser independientes, rechazando la necesidad de apoyo social, mientras que otros establecieron redes de apoyo en las que podían buscar apoyo activamente.

En general, los hallazgos sugieren que los patrones de conexión social entre los hombres son diversos, desafiando la literatura de las ciencias sociales que enmarca todas las relaciones sociales de los hombres como fundamentales, y los hombres como menos capaces y menos interesados que las mujeres en construir relaciones emocionales y de apoyo con los demás.

La importancia de esta investigación tiene que ver con el hecho de que las conexiones sociales pueden actuar como un amortiguador contra el impacto de las experiencias vitales negativas o estresantes en la salud mental, el inicio de enfermedades mentales, incluida la depresión y el comportamiento suicida.

Para comprender los problemas de salud mental de los hombres, debemos pensar de manera más amplia en las prácticas sociales y las relaciones de género que conducen a resultados deficientes de salud mental (Shutterstock)
Para comprender los problemas de salud mental de los hombres, debemos pensar de manera más amplia en las prácticas sociales y las relaciones de género que conducen a resultados deficientes de salud mental 

Si bien los hombres jóvenes angustiados en este estudio deseaban desesperadamente conexiones sociales más cercanas y el apoyo de familiares y amigos, temían ser juzgados como emocionalmente vulnerables, débiles y poco masculinosEsto los desanimó de buscar activamente apoyo, dejándolos en mayor riesgo de suicidio.

Este estudio sugiere, entonces, que para comprender los problemas de salud mental de los hombres, debemos pensar de manera más amplia en las prácticas sociales y las relaciones de género que conducen a resultados deficientes de salud mental, en lugar de centrarnos únicamente en los hombres con problemas de salud mental diagnosticados.

Meghan denuncia campaña de desprestigio de parte de la monarquía británica


EFE
Washington

La duquesa de Sussex, Meghan Markle, aseguró que ciertos miembros de la familia real británica expresaron dudas sobre el color de piel que tendría su primer hijo con el príncipe Harry, reveló que durante ese embarazo tuvo pensamientos suicidas y afirmó que la Casa Real se negó a ayudarla.

En una explosiva entrevista emitida este domingo en Estados Unidos, los duques de Sussex relataron su experiencia antes de apartarse de la monarquía británica, y Harry lamentó el deterioro de su relación tanto con su hermano, el príncipe Guillermo, como con su padre, Carlos de Inglaterra, de quien dijo que le ha "decepcionado".

Las revelaciones más chocantes corrieron de cuenta de Meghan, quien protagonizó en solitario la primera mitad de la entrevista con la presentadora Oprah Winfrey, que duró dos horas y se emitió en horario de máxima audiencia en la cadena CBS.

EL COLOR DE LA PIEL DE ARCHIE

"En los meses en los que yo estaba embarazada, hubo (...) preocupaciones y conversaciones sobre lo oscura que podría ser su piel cuando naciera", aseguró Meghan.

La duquesa precisó que esos presuntos comentarios racistas se pronunciaron en "conversaciones que la familia tuvo" con Harry, pero se negó a identificar a quienes los articularon, al afirmar que "eso sería muy dañino para ellos".

Cuando se incorporó más tarde a la entrevista, el príncipe Harry confirmó que la conversación giró en torno a "qué aspecto iban a tener los hijos" que tuviera con Meghan, que es mestiza y con raíces afroamericanas, pero se negó a dar más detalles al respecto.

"Es una conversación de la que nunca voy a hablar", afirmó Harry, quien agregó que fue "chocante".

Meghan, que está embarazada de su segundo bebé y anunció durante la entrevista que se trata de una niña que nacerá este verano, aseguró que cuando esperaba en 2019 el nacimiento de su primer hijo, Archie, se enteró de que la Casa Real "no quería que fuera un príncipe" ni que "recibiera seguridad".

Añadió que se sintió abrumada por la idea de que su hijo "no fuera a estar seguro, y que al primer miembro de color de esta familia no se le diera un título de la misma forma que a otros nietos se les daría".

La duquesa de Sussex lamentó que pueda haber ese tipo de racismo en la familia real, porque "la Commonwealth es una parte enorme de la monarquía y el 60 o 70 % son gente de color", y añadió que sabe "lo importante que ha sido para ellos ver alguien en esta posición que tiene un aspecto similar al suyo".

"NO QUERÍA ESTAR VIVA"

Meghan también reveló que su salud mental empeoró notablemente durante su primer embarazo, y que llegó un punto en el que tuvo que hablar en serio con Harry porque tenía pensamientos suicidas "muy claros, reales y constantes, que daban miedo".

"Simplemente, ya no quería estar viva", subrayó.

Afirmó que acudió a "una de las personas de mayor rango en la institución" de la Casa Real y le "suplicó que le ayudara" a mejorar su salud mental, pero le respondieron "que no, que no podían hacer nada" por ella.

"Nunca hicieron nada, así que tuvimos que encontrar una solución", agregó Meghan, en aparente referencia a la decisión de ambos de apartarse de la monarquía y empezar una nueva vida fuera del Reino Unido.

 La duquesa de Sussex recalcó que, aunque en ese momento no pudo sentirse "más sola", ha recuperado su salud mental y ahora siente que "merece la pena vivir".

SU RELACIÓN CON CATALINA

Además, se pronunció sobre el rumor de que, antes de su boda con Harry, ella hizo llorar a su cuñada Catalina, duquesa de Cambridge y esposa del príncipe Guillermo, al asegurar que eso nunca ocurrió y que, de hecho, "fue al revés".

"La narrativa de que yo hice llorar a Catalina fue el comienzo del asesinato de mi 'personaje' (a los ojos de la sociedad británica)", dijo Meghan, quien lamentó que la Casa Real nunca desmintiera ese rumor, como sí hacía con los que afectaban a "cualquier otro" de sus miembros.

La duquesa alegó que fue Catalina quien estaba "molesta por el tema de los vestidos de las damas de honor" de su enlace, y añadió: "Me hizo llorar e hirió mis sentimientos".

Sin embargo, agregó que Catalina "luego se disculpó" y le envió flores, y aseguró que ella la considera "una buena persona", por lo que confió en que comprenda que hay que "corregir" la impresión de que Meghan la trató mal.

HARRY, "DECEPCIONADO" POR SU PADRE

Cuando se incorporó a la entrevista, el príncipe Harry negó otro rumor, el de que no le comunicaron a la reina Isabel su decisión de apartarse de la monarquía.

"Yo nunca ocultaría algo así a mi abuela, tengo demasiado respeto por ella", indicó, y añadió que tienen una buena relación con la reina y hablan con ella por Zoom.

En cambio, Harry reveló que su padre, el príncipe Carlos, dejó de "responderle al teléfono" después de que tomara la decisión de empezar una nueva vida.

"Me siento realmente decepcionado, porque él ha pasado por algo similar. Ha habido mucho dolor", señaló Harry, quien confió en poder "reparar la relación" con su padre.

Sobre su hermano Guillermo, el segundo en la línea de sucesión al trono, dijo que la relación entre ambos consiste ahora en darse "espacio", y que aunque le "quiere mucho", están en "caminos diferentes".


"ESTABA ATRAPADO"

"Yo estaba atrapado por ese sistema y no lo sabía (...). Mi padre y mi hermano están atrapados, no pueden irse, y eso me inspira una compasión enorme", recalcó el príncipe.

Aseguró que, aunque su familia dio al principio la "bienvenida" a Meghan, las cosas empezaron a cambiar después de la gira de ambos por Oceanía, en la que quedó clara la popularidad de su esposa, como ocurrió con la visita a Australia en 1983 de Diana de Gales, la madre de Harry.

"Mi mayor preocupación fue que la historia se volviera a repetir", indicó Harry, quien agradeció contar con Meghan y no tener que pasar "solo" por el proceso de distanciamiento de la monarquía, como le ocurrió a su madre.

El pasado 19 de febrero, Harry y Meghan confirmaron a la reina que no volverán a trabajar como miembros de la familia real británica, y la jefa de Estado decidió retirarle a su nieto -sexto en la línea de sucesión al trono británico- los patrocinios honorarios que ostentaba.

No obstante, Harry aseguró durante la entrevista que la familia real le "cortó" realmente los fondos "en el primer trimestre de 2020", justo antes de que se mudaran a Estados Unidos, pero dijo que ambos tienen la herencia que le dejó su madre.


Enrique se dice "realmente decepcionado" de su padre, el príncipe Carlos


El príncipe Enrique dijo el domingo que se sintió "realmente decepcionado" por su padre cuando él y su esposa Meghan hablaron sobre dejar Gran Bretaña por el duro trato que recibió por parte de la prensa británica y la falta de apoyo de la familia real.

En una entrevista de dos horas junto a su esposa Meghan Markle con Oprah Winfrey, emitida el domingo por CBS, Enrique dijo que se sentía "realmente decepcionado, porque él pasó por algo similar. Él sabe cómo se siente el dolor".

"Siempre amaré" al príncipe Carlos -heredero del trono- y a su hermano, el príncipe Guillermo, quienes están "atrapados" por las convenciones de la monarquía, agregó.

"Mi padre y mi hermano están atrapados. No pueden irse. Y les tengo una gran compasión por eso", afirmó.

Meghan y Harry hablando con Oprah Winfrey.
Pie de foto,

La entrevista de Oprah Winfrey con el duque y la duquesa de Sussex saldrá al aire el domingo en EE.UU y en Reino Unido un día después.

La casa real británica sigue dando de qué hablar.

La duquesa de Sussex aseguró en un nuevo clip que el Palacio de Buckingham no podía esperar que ella y el príncipe Harry permanecieran callados mientras estaban "perpetuando falsedades" sobre ellos.

En el extracto de la controvertida entrevista de Oprah Winfrey con la pareja, publicado este miércoles por CBS, la periodista estadounidense le preguntó a Meghan cómo se sentía acerca de que el palacio la escuche hoy "decir su verdad".

Meghan responde: "No sé cómo podían esperar que, después de todo este tiempo, permaneciéramos en silencio cuando ha habido un papel activo que 'la firma' (el Palacio) está desempeñando para perpetuar falsedades sobre nosotros".

"Si eso implica el riesgo de perder cosas, quiero decir... hay mucho que ya se ha perdido", agregó la duquesa.

Paralelamente, el Palacio de Buckingham informó el miércoles que investigaría las denuncias de que la duquesa acosó a su personal cuando vivía en el Palacio de Kensington, en Londres.

El Palacio de Buckingham se dice "muy preocupado" por las acusaciones

Según un artículo publicado por el diario británico The Times, la denuncia contra Meghan fue presentada en octubre de 2018, cuando la pareja vivía en el centro de Londres.

Meghan y Harry hablando con Oprah Winfrey.
Pie de foto,

Meghan y Harry ahora viven en California, EE.UU.

Un correo electrónico filtrado, enviado por un miembro del personal y publicado por el periódico, alega que Meghan expulsó a dos asistentes personales del Palacio real y socavó la confianza de un tercer empleado.

En una declaración posterior, el Palacio de Buckingham, que es responsable de la contratación del personal de la familia real, aseguró que estaba "claramente muy preocupado por las acusaciones" y que su equipo de recursos humanos estudiaría las circunstancias descritas en el artículo de The Times.

"La Casa Real ha tenido una política de dignidad en el Trabajo durante varios años y no tolera ni tolerará la intimidación ni el acoso en el lugar de trabajo".

Las acusaciones de bullying contra Meghan fueron publicadas después de que el programa con Oprah Winfrey fuera grabado.

Palacio de Kensington
Pie de foto,

El acoso habría tenido lugar cuando Meghan y Harry vivían en el Palacio de Kensington, en el centro de Londres.

La entrevista completa será transmitida el domingo en EE.UU. y el lunes en Reino Unido, y se espera que en ella se hable del corto período de Harry y Meghan como miembros activos de la familia real antes de comenzar una vida en Norteamérica.

    El duque y la duquesa de Sussex renunciaron a sus roles como miembros de la familia real británica en marzo de 2020 y ahora viven en California.

    Línea

    Se quitaron los guantes

    Análisis de Jonny Dymond, corresponsal de la familia real de la BBC

    Si alguien pensaba que el príncipe Harry y Meghan iban a limitar sus críticas a los medios británicos -un sector que detestan y lo han dejado claro- deberían pensarlo de nuevo.

    "La firma", también conocida como la familia real y su personal, también está claramente en la mira.

    No se trata directamente de las acusaciones de bullying dirigidas a Meghan, y también, en menor grado, a Harry. Pues, estas se publicaron después de que se grabara la entrevista.

    Pero la pareja ve las acusaciones como un ejemplo de cómo algunas personas en el palacio los acusan.

    Tendremos que esperar a ver la entrevista para saber exactamente qué "falsedades" ha sacado el Palacio, según la pareja. Las acusaciones de intimidación, que la pareja niega enérgicamente, están siendo investigadas.

    Pero está claro que se han quitado los guantes, y que los lazos familiares no frenaron a la pareja que busca exponer su versión de los hechos.

    Línea

    "La duquesa está entristecida por este último ataque"

    Como parte de la investigación que lleba a cabo el Palacio de Buckingham, exempleados y miembros actuales del equipo que labora para la casa real británica serán invitados a hablar en confianza sobre sus experiencias trabajando para Meghan.

    Meghan y el príncipe Harry niegan las acusaciones de bullying.

    "La duquesa está entristecida por este último ataque a su persona, particularmente como alguien que ha sido objeto de acoso escolar y está profundamente comprometida a apoyar a quienes han experimentado dolor y trauma", asegura un comunicado emitido por el portavoz de Meghan, en respuesta al artículo de The Times.

    Meghan y Harry,
    Pie de foto,

    El príncipe Harry dijo que tomó la decisión de "dar un paso atrás" en sus responsabilidades como miembro de la familia real para protegerse a sí mismo y a su familia de la prensa.

    "Está decidida a continuar su trabajo generando compasión en todo el mundo y seguirá esforzándose por dar el ejemplo de hacer lo que es correcto y hacer lo que es bueno", prosigue.

    El príncipe Harry dijo anteriormente que tomó la decisión de "dar un paso atrás" en sus responsabilidades como miembro de la familia real para protegerse a sí mismo y a su familia de la prensa.

    El mes pasado, se anunció que la pareja no volverían a representar a la familia real.

      La cadena estadounidense CBS informó que en la entrevista Meghan hablará sobre cómo fue "dar un paso hacia la vida como miembro de la realeza", además de su experiencia en el matrimonio, de maternidad y de "cómo está manejando la vida bajo una intensa presión pública".

      Luego el príncipe Harry se unirá a la entrevista y ambos hablarán de su mudanza a Estados Unidos y sus planes futuros.

      En un clip anterior publicado por CBS, el duque de Sussex trazó paralelismos entre el trato que se le dio a su difunta madre, la princesa Diana, y Meghan.

       
      Copyright © 2020 SFM NEWS. Designed by SFMNews