News

6/recent/ticker-posts

Intro Slider

Las momias "naturales" de un monasterio del año 1.600


Ubicado en la ciudad checa de Brno, tiene una cripta que por sus condiciones únicas conservó los cuerpos de los monjes allí enterrados

Los cadáveres momificados que mantiene la Cripta Capuchina de la Iglesia de la Santa Cruz tienen varios siglos de antigüedad. Pero fueron descubiertos hace pocos años.
Originalmente eran 200, en su mayoría monjes, que fueron enterrados allí a con el correr del tiempo, hasta el siglo XIX. Sin embargo, actualmente sólo quedan 24.
Las visitas guiadas están permitidas y son muy populares, aunque no se recomienda ir con niños. Las momias yacen directamente tiradas sobre la tierra, sin ningún tipo de cobertura, y se puede caminar a sus pies.
Una combinación de factores permitieron que los cuerpos hayan podido conservarse tanto tiempo sin pudrirse. El tipo de suelo subterráneo y un sistema de ventilación muy especial son las principales causas, según describe la página web de la secretaría de turismo de Brno.
Todos los cuerpos tienen un antiguo rosario en sus manos. Pero uno se destaca por sobre el resto, ya que además del rosario sostiene una inmensa cruz.

Publicar un comentario

0 Comentarios