Los Casos de la Menor Emely Peguero y Cura Rosario



Voz Editorial Noticiario 1070, Hibi Radio, 5-10-2018
La Oficina de Servicio de Atención Permanente del Distrito Judicial de Monte Plata dictó tres meses de prisión preventiva contra el cura Josè Rosario Gonzàlez, acusado supuestamente de agredir sexualmente a una menor de 15 años de edad.
Previo al conocimiento de la medida de coerción contra el Cura Pàrroco de la Iglesia de Sabana Grande de Boyà, en los pasillos del Palacio de Justicia se originaron violentos hechos, resultando con lecciones visibles el camarógrafo Anyelo Guerra.
Mientras se desarrollaba tan lamentables hechos en Monte Plata, aquì el Ministerio Público presentaba en el Segundo Tribunal Colegiado del Distrito Judicial de Duarte, los resultados de la necropsia, las ropas ensangrentadas y la maleta donde fue introducido el cuerpo sin vida de la menor embarazada, estudiante Emely Peguero.
Las evidencias presentadas, incluyendo las de los médicos forenses Ibelka Encarnación y Elpidio Uribe, hicieron ver que los implicados en el asesinato, Marlon Martínez y su madre Marlyn Martínez, actuaron con ira y de manera despiadada para cegar la vida de la menor.
Integrantes de la familia Peguero Polanco y entidades sociales del Distrito Municipal de Cenovì, de esta ciudad de San Francisco de Macorís y donde residía la menor embarazada, aprovecharon la ocasión para reclamar la pena máxima para los responsables de tan horrible crimen.
El próximo Viernes 12, cuando se reabra el conocimiento del juicio de fondo, los jueces, Marìa de los Ángeles Concepción, Carmina Caminero y Víctor Inoa Gòmez, han de tener una oportunidad de enviar un serio mensaje a los que nacen con instintos criminales, como es el caso de Marlon Martínez y su madre Marlyn Martínez.
Los familiares de Emely Peguero rememoraron ayer en los tribunales la forma trágica en la que murió la menor embarazada. Algunos reaccionaron con lágrimas de tristeza, otros hicieron reclamos debido a la impotencia.
Los representantes del Ministerio Público presentaron los restos de la ropa que llevaba Emely Peguero cuando fue encontrada en estado de descomposición, y también mostraron un saco, una colcha y una maleta en la que introdujeron el cadáver, que fue abandonado a orillas de una carrera en la comunidad La Guama, del municipio de Cayetano Germosén, en la provincia Espaillat.
Los fiscales llevaron a estrado a dos peritos forenses que dieron detalles de las posibles causas que pudieron haber provocado la muerte de Emely.
El médico forense Elpidio Uribe, quien hizo el levantamiento del cadáver, fue el primer testigo presentado por las fiscales para autenticar las evidencias presentadas. La segunda fue la médico forense Ibelka Encarnación, quien realizó la necropsia.
El informe
El informe forense detalla que en el examen interno al cadáver de Emely encontraron contusión del cuello uterino y perforación del útero con indicativos de que se aplicó una gran fuerza en esa zona.
El cuerpo también presentaba un golpe contundente con rompimiento craneal y hemorragia cerebral provocado por un objeto de superficie dura.
Parte de la evidencia fue presentada fuera del Palacio de Justicia de San Francisco de Macorís, la señora Adalgisa Polanco, madre de Emely, prefirió quedarse llorando dentro del edificio y no ver aquellos objetos; sin embargo Genaro Polanco, el padre de la víctima, fue al lugar y tuvo que ser tranquilizado por algunas personas por lo alterado y furioso que se puso al observar aquellas pruebas.
Los alrededores del Palacio de Justicia se rodearon de personas que comenzaron a vociferar insultos a Marlon y Marlin Martínez, quienes eran custodiados por un grupo de policías y militares.
El juicio que se llevó a cabo en el Segundo Tribunal Colegiado de San Francisco de Macorís duró más de siete horas y se produjeron varios incidentes. Pasadas las 5:00 de la tarde la audiencia fue suspendida.
El juicio continuará el viernes 12, y se estableció un calendario de audiencias que incluye los días 17 y 19 del mes en curso para avanzar el caso.
En la próxima audiencia se escuchará a un policía del departamento de Investigaciones Criminales que realizó el mapeo de llamadas telefónicas.
Los abogados de los imputados insisten en que en el supuesto aborto pudo haber participado otra persona, y que la Fiscalía no realizó una investigación seria.


El imputado por la muerte de la adolescente Emely Peguero, Marlon Martínez, reconoció que fue en una maleta verde olivo mostrada como evidencia en la que trasladó a la víctima.
Los abogados de la parte querellante, así como los jueces que componen el tribunal de San Francisco de Macorís, están evaluando la maleta donde fue encontrada la adolescente embarazada, como parte del reconocimiento de pruebas presentadas por el Ministerio Público.
Emely Peguero, quien tenía 16 años al momento de su muerte y estaba embarazada, mantuvo una relación amorosa con Marlon Martínez, quien asegura la adolescente murió en un intento de aborto.
Por el caso también está siendo juzgada la madre de Marlon, Marlin Martínez, por supuesta complicidad en el asesinato de la jovencita.
Este jueves continúa el juicio de fondo contra la madre e hijo.
El cuerpo de Emely Peguero fue encontrado el 31 de agosto de 2017 dentro de una maleta en Cayetano Germosen, provincia Espaillat.









El Segundo Tribunal Colegiado de San Francisco de Macorís continúa este jueves el conocimiento del juicio de fondo por el asesinato de la adolescente Emely Peguero.
Hoy en el tribunal serán presentadas las pruebas periciales y los testimonios de algunos testigos en el caso que mantiene en expectativa a los residentes en la provincia Duarte.
En audiencia anterior Marlon Martínez, principal imputado, testificó ante los jueces y dijo se trató de un aborto que resultó en un homicidio involuntario, pero que su madre, Marlin Martínez, no tiene nada que ver en lo que hizo.
Durante su declaración, Marlon pidió perdón a los familiares de la víctima y relató que tanto él como Emely tenían miedo de la reacción del padre de la menor cuando se enterara del embarazo.
Los representantes tantas del Ministerio Público leyeron la acusación en su contra y además le solicitan una pena de 30 años y 20 años por complicidad para su madre. Luego de la lectura de la acusación, la Fiscalía presentó las pruebas documentales con las que busca la condena contra los imputados.
Los hechos
Emely desapareció el 19 de agosto del año pasado, en Cenoví, provincia Duarte y su cuerpo fue localizado la noche del 31 de ese mismo mes. Estaba dentro de una maleta a orillas de la carretera La Guama, Cayetano Germosén, provincia Espaillat.
Los familiares de Emely dijeron que no descansarán hasta que se haga justicia por el horrendo crimen cometido con la adolescente. El hecho consternó a toda la sociedad.
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario