El Congreso de EE.UU. solicita al FBI todos los documentos de Comey sobre Trump


 El Congreso de EE.UU. solicita al FBI todos los documentos de Comey sobre Trump
WASHINGTON. El Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes de Estados Unidos solicitó este martes al Buró Federal de Investigaciones (FBI) todos los documentos que su exdirector James Comey elaboró sobre sus conversaciones con el presidente Donald Trump.

La petición, firmada por el presidente del comité, el republicano Jason Chaffetz, incluye “memorandos, notas, resúmenes y grabaciones” en poder del FBI a entregar antes del 24 de mayo.
“De ser cierto, estos memorandos plantean interrogantes sobre si el presidente intentó influir o impedir la investigación del FBI en lo que se refiere al general (Michael) Flynn”, dijo Chaffetz en su carta dirigida al director en funciones del organismo, Andrew G. McCabe.
Esta solicitud llega después de que The New York Times revelara hoy la existencia de documentos elaborados por Comey con el fin de documentar sus conversaciones con Trump.
En uno de estos documentos, Comey recogió la solicitud de Trump de poner fin a una investigación sobre los nexos con Rusia de su exasesor de seguridad nacional, el general retirado Michael Flynn.
“Espero que pueda dejar pasar esto”, dijo Trump a Comey, según el texto del exdirector del FBI que recoge The New York Times. “Es un buen tipo”, insistió el mandatario, según la versión del rotativo neoyorquino.
Trump cesó el pasado martes a Comey, que lideraba la investigación del FBI para esclarecer los nexos entre funcionarios rusos y la campaña presidencial de Trump, un asunto que el Congreso también aborda.
Flynn está en el foco de esa investigación desde poco después de la llegada del magnate a la Casa Blanca.
Este general condecorado asesoró a Trump en política exterior durante la campaña y después fue nombrado asesor de seguridad nacional, cargo del que fue forzado a dimitir después de mentir sobre sus contactos con el embajador ruso en Washington.
La semana pasada, el Comité de Inteligencia del Senado le ordenó entregar todos sus documentos relacionados con Rusia, después de su negativa a colaborar con la investigación sin previa impunidad.


El precio que puede pagar Donald Trump por haber despedido al director del FBI
El presidente de EE.UU. Donald Trump emitió una amenaza velada este viernes al despedido director del FBI, James Comey.
"James Comey debería esperar que no haya 'grabaciones' de nuestras conversaciones antes de que empiece a filtrarlas a la prensa", dijo el presidente.
El tweet marca un desarrollo extraordinario en la disputa entre Trump y las agencias que investigan los lazos entre su campaña y Rusia.

James Comey better hope that there are no "tapes" of our conversations before he starts leaking to the press!

Cuando Trump destituyó a Comey a principios de esta semana, obtuvo comparaciones con el presidente Richard Nixon y su infame decisión de eliminar al fiscal especial que investigaba los crímenes de Watergate en 1973. El escándalo de Watergate se aceleró drásticamente cuando se reveló que Nixon grababa conversaciones en la Casa Blanca. Trump no dio más detalles sobre si estaba grabando conversaciones.
Trump invocó al exdirector de Inteligencia Nacional James Clapper, quien testificó ante el Senado a principios de esta semana, de que no estaba al tanto de ninguna evidencia que demostraba una connivencia entre la campaña de Trump y Rusia.
"Cuando James Clapper, y prácticamente todos los demás con conocimiento de la caza de brujas dicen que no hay colusión, ¿cuándo termina?", añadió Trump en un tuit.

When James Clapper himself, and virtually everyone else with knowledge of the witch hunt, says there is no collusion, when does it end?

Clapper, sin embargo, dijo que él no había sido consciente de una investigación del FBI sobre el asunto hasta que Comey lo anunció al público en una audiencia de la Cámara en marzo. Y no está claro cuánto sabría Clapper acerca de los avances en la investigación después de que dejara su cargo a principios de este año.
No es inusual que los presidentes graben conversaciones con y sin el conocimiento de los participantes. Seis presidentes secretamente grabaron reuniones y conversaciones telefónicas entre 1940 y 1973, según el historiador y colaborador de CNN, Julian Zelizer.
Este jueves, Trump, comentando el despido de Comey, dijo a NBC News que estaba frustrado por la investigación en curso y creía que estaba motivado por la furia de los demócratas por perder las elecciones.
Trump dijo a Lester Holt, de NBC: "Y de hecho, cuando decidí hacerlo, me dije: '¿Sabes? Esta cosa de Rusia con Trump y Rusia es una historia inventada, es una excusa de los demócratas para haber perdido una elección que deberían haber ganado'".


La polémica decisión del presidente de EE.UU., Donald Trump, de despedir al director del FBI, James Comey
La polémica decisión del presidente de EE.UU., Donald Trump, de despedir al director del FBI, James Comey
El presidente estadounidense, Donald Trump, dejó sorpresivamente sin trabajo este martes al máximo funcionario policial de su país, desatando una tormenta política en Washington. La gran pregunta es por qué lo hizo realmente.
Al anunciar Trump que había decidido despedir a James Comey, el director del Buró Federal de Investigaciones (FBI por sus siglas en inglés), la Casa Blanca aludió a una investigación que éste realizó de los correos electrónicos de Hillary Clinton, la rival demócrata del actual presidente en las elecciones de noviembre pasado.
También se indicó que la remoción de Comey se hacía siguiendo el consejo del Departamento de Justicia y para recuperar la "confianza del público" en el FBI.















Trump y ClintonDerechos de autor de la imagen
Image captionLa Casa Blanca aludió a una investigación de los correos electrónicos de Hillary Clinton, la rival demócrata del actual presidente.

Pero el FBI también está llevando a cabo una investigación sobre la presunta interferencia de Rusia en las últimas elecciones presidenciales de EE.UU., que según agencias de inteligencia locales buscó beneficiar a Trump, y los contactos de miembros de la campaña de Trump con funcionarios rusos.
Entonces, una duda que muchos se plantean este miércoles en Washington es si Trump intenta evitar que esta investigación siga por los cauces actuales, tratando de encubrir la verdad.
"Lo está echando ahora porque Comey no toma ninguna dirección de nadie y va en cualquier dirección que esta investigación lo lleve", afirma Joshua Sandman, experto de la Universidad de New Haven.
"No creo que sea revancha, creo que es un acto de prevención", dice Sandman a BBC Mundo. "Al despedir a Comey, (Trump) está tratando de parar esa investigación".

"Muy peligroso"

Es cierto que Comey, que asumió la dirección del FBI en 2013 con amplio apoyo republicano y demócrata, se había vuelto desde hacía meses una figura polémica a nivel político en Washington.















James ComeyDerechos de autor de la imagen
Image captionComey se había convertido en una figura polémica en Washington.

En julio, en plena campaña electoral, criticó públicamente la forma en que Clinton había manejado información clasificada siendo secretaria de Estado durante el gobierno del expresidente Barack Obama, calificándola de "extremamente descuidada".
Si esto molestó al Partido Demócrata de Clinton, su anuncio en la recta final de la campaña de que el FBI reabría la investigación sobre los emails de Clinton fue una virtual bomba electoral.
De hecho, muchos creen que esto fue determinante para el triunfo de Trump.
Pese a esto, Trump decidió que Comey continuara en el cargo… hasta este martes.
El despido ocurrió luego que se supiera que el director del FBI brindó información inexacta durante una audiencia en el Congreso acerca de la investigación de los correos electrónicos de Clinton.
"Es fundamental que encontremos un nuevo liderazgo para el FBI que restablezca la confianza del público y la seguridad en su misión vital de hacer cumplir la ley", sostuvo Trump en la carta de despido que envió a Comey.















Carta de despido de ComeyDerechos de autor de la imagenEn la carta de despido de Comey, Trump afirma que la medida es necesaria para restablecer la confianza pública en el FBI.

También pareció aludir de una forma peculiar a la investigación que el FBI lleva adelante para saber si Rusia conspiró con miembros de la campaña de Trump para perjudicar electoralmente a Clinton.
"Si bien aprecio enormemente que me informaras, en tres ocasiones separadas, de que no estoy siendo investigado, de todos modos concuerdo con el Departamento de Justicia en que no eres capaz de liderar de forma efectiva al Buró", indicó el presidente en su misiva.
Algunos creen que lo que le pasó a Comey fue el resultado de haber perdido la confianza de los demócratas y de haber levantado demasiadas preocupaciones dentro del equipo del presidente.
Además de haber anunciado la investigación sobre Rusia, el director del FBI dijo en marzo que carecía de información que respaldara la acusación de Trump de que Obama lo había espiado.
"Hasta cierto punto, Comey se cavó su propia tumba", sostiene Gordon Adams, un profesor emérito de la American University experto en temas de defensa y seguridad nacional.















El embajador de Rusia en Washington, Sergey Kislyak.Derechos de autor de la imagen
Image captionLas actividades del embajador de Rusia en Washington, Sergey Kislyak, forman parte de la investigación sobre la supuesta interferencia de Moscú en las elecciones de 2016..

Pero advierte que lo que ocurrió este martes "potencialmente es muy peligroso, porque el director del FBI es un funcionario semi independiente y que el fiscal general recomiende despedirlo es un acto político".
"Un presidente que es impulsivo ahora tiene que nombrar al más importante agente de ley orden público dentro de Estados Unidos. El próximo director puede ser muy malo para las libertades civiles o para la independencia del FBI", dice Adams a BBC Mundo.

"Extraña política"

De hecho, la oposición demócrata ya comenzó a advertir a Trump que cualquier intento de socavar la investigación del FBI sobre la interferencia rusa podría ser grave.
"Esperamos que la Casa Blanca aclare cuanto antes si ésta investigación continuará y si tendrá un liderazgo creíble para que sepamos que habrá un resultado justo", sostuvo el senador demócrata Richard Durbin.
Por su parte, el líder demócrata en el Senado, Chuck Schumer, pidió que se designara a un fiscal independiente para la investigación de los supuestos vínculos de la campaña de Trump y Moscú.
En su opinión, es la "única forma" de que los estadounidenses no piensen que el despido de Comey es parte de un "gran encubrimiento".















Trump y ComeyDerechos de autor de la imagen
Image captionEl despido de Comey abrió las especulaciones acerca de las motivaciones de Trump para hacerlo.

Mark Peterson, un profesor de ciencia política y ley en la Universidad de California en Los Angeles, cree que el presidente bien puede haber sentido que había que cambiar al director del FBI porque perdió la confianza que debía inspirar.
"Pero todo está envuelto en esta extraña política", señala Peterson a BBC Mundo.
"Lo que el presidente tiene que hacer en este momento es tener en el liderazgo del FBI a alguien que se considere creíble para todos", afirma.
Y advierte que en caso de que esto no ocurra, y si el próximo director del FBI decide acabar con la investigación de las conexiones rusas, podría haber una reacción bipartidaria que ponga en aprietos al presidente.
"Si eligen alguien que simplemente sea un protector del presidente", concluye, "eso va a poner a Trump en una situación política más seria".
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario