BREAKING NEWS

8 nov. 2020

Uber gana en California y sus conductores serán autónomos


Victoria para la llamada Gig Economy o economía de las plataformas. Los conductores de Uber Lyft seguirán siendo trabajadores autónomos en California, después de que un referéndum ayer ratificara una propuesta de ley de iniciativa popular (la llamada Prop 22 ) sobre el régimen jurídico de este colectivo.

Los antecedentes son los siguientes: el pasado 1 de enero entró en vigor en el estado californiano una ley que requería a estas plataformas que contrataran a los conductores que usan su aplicación como empleados, con todas las garantías previstas para esta figura. Sin embargo, las empresas de transporte como Uber estaban en contra de esta medida, ya que, según ellos, hubiera encarecido los costes y alterado su modelo, por lo que advirtieron que en última instancia lo habrían repercutido en las tarifas a los clientes. Al pasar a tener empleados–argumentan–, habrían tenido que contratar flotas de vehículos y les habrían pagado un salario fijo más bajo que los ingresos que consiguen ahora siendo autónomos.

Cambios

Las plataformas han promovido un modelo híbrido: reconocerán seguros de salud y salario mínimo

Así que Uber, Lyft (y sus aliados como las de empresas de reparto DoorDash , Instacart o Postmates) propusieron una tercera vía para someter a consulta popular: preservar el estatus de autónomos a los que operan a través de la aplicación. Pero, al mismo tiempo, acordarles unas ventajas sociales: seguro de salud, accidentes y unos ingresos mínimos (aplicados a escala horaria), que supera en un 20% el salario mínimo interprofesional de California. Esto supondrá aumentar los costes laborales de Uber en aproximadamente 5%.

Un trabajador de Uber a favor de la Prop 22
Un trabajador de Uber a favor de la Prop 

Pues bien, ayer tras el voto y una campaña electoral que ha costado a las empresas 200 millones de dólares (más de 170 millones de euros), la mayoría (un 58%) aprobó la creación de este sistema híbrido. “El resultado ha otorgado a conductores y repartidores lo que una gran mayoría pedía: seguir siendo autónomos, y obtener nuevos beneficios y protecciones. Esperamos que los gobiernos sigan el camino de mejorar las condiciones de este tipo de trabajo, en vez de hacerlo desaparecer”, dijeron fuentes de Uber. Erica Mighetto, conductora de Uber que votó por el “no” considera el resultado injusto. “Las empresas nos hacen creer que queríamos seguir independientes, pero nunca lo hemos sido”. Quedan fuera de lo acordado en el referéndum las vacaciones pagadas o el seguro de desempleo, beneficios típicos del trabajador por cuenta ajena.

No es de la misma idea Alfred Porche, uno de los 120.000 conductores que apoyaban la Prop 22. “Así se protege nuestra capacidad de trabajar como autónomos”, dijo. De hecho, pese a tener mayor seguridad, muchos en este colectivo temían verse obligados a trabajar más horas, seguir turnos y a ver reducidos sus ingresos totales. Además no querían perder la flexibilidad de poder trabajar cuándo ellos querían y temían que el mercado del transporte urbano de personas se acabara reduciendo.

En bolsa, las acciones de Uber s se dispararon ayer más de un 14%, mientras que las Lyft subían a media tarde un 11%. Durante la campaña, el demócrata Joe Biden se opuso a la iniciativa Prop 22 . “Los gigantes del servicio de transporte barato están intentando destripar la ley”, advirtió. Varias entidades han anunciado recursos ante los tribunales.

Share this:

Publicar un comentario

 
Copyright © 2020 SFM NEWS. Designed by SFMNews