BREAKING NEWS

9 sep. 2020

En seis (6) pasos: ¿Cómo preparo a mis hijos para el nuevo año escolar y la educación a distancia?

El éxito del trabajo de los profesores dependerá directamente del esfuerzo que hagan los padres y tutores por el bienestar de sus hijos. Una relación armoniosa es clave para el desarrollo satisfactorio del año escolar 2020-2021.

La llegada de la pandemia ha sido una de las mayores oportunidades para la innovación educativa y la vinculación de las familias con la escuela. La visión de la escuela del 2025 se adelantó unos años. Nuestra meta es que ningún niño o niña se quede atrás.

Para un padre, madre, o tutor el nuevo año escolar significa horas de trabajo que se adicionan a su semana. Esto, junto al sentimiento de estrés colectivo y la crisis económica que enfrentamos, matiza la realidad de los hogares dominicanos. Nuestros hijos e hijas merecen lo mejor y hoy, más que nunca, nuestra vocación como padres debe ponerse de manifiesto. Juntos, llenos de esperanza, iniciaremos el año escolar 2020-2021. ¿Cómo preparo a mis hijos para el nuevo año escolar?

Paso 1: establecer un horario de actividades para todos los días de la semana

El contar con un horario establecido ayuda a los estudiantes a crear un hábito positivo para el manejo del tiempo. Los estudiantes deben conocer cuando le corresponde cada clase. También deben entender cuando pueden jugar o ver televisión. Ejemplo: lunes, martes, y jueves tendrán clases de inglés a las 10:00 A.M.; luego, a las 11:30 A.M. podrán jugar.

Este horario debe ser lo suficientemente flexible e interactivo para mantener al estudiante interesado en el proceso de enseñanza-aprendizaje. Los padres y tutores tienen que trabajar de la mano con los profesores en la creación de un plan educativo adaptado a las necesidades individuales de sus hijos. No existen dos niños iguales. En las diferencias, nace la riqueza de la diversidad.

Tanto los niños pequeños como los adolescentes se benefician de contar con un horario fácil de entender y organizado. Tip: puede pegar los horarios en la nevera o en las puertas de las habitaciones, así todos podrán verlos con frecuencia.

Paso 2: meriendas y descanso

Proteínas, carbohidratos, vitaminas, minerales, y una bebida: son los componentes imprescindibles en la merienda escolar. Aunque el estudiante permanezca en casa, debe tener espacio para desayunar, levantarse de la silla y estirarse, ir al baño, o tomar agua.

El cerebro humano no está diseñado para procesar información durante cuatro o cinco horas consecutivas, por ende, no esperemos que nuestros niños y niñas permanezcan toda la mañana mirando una pantalla “en clases”. Simplemente, querido lector, eso no funciona.

En un importante estudio, Godwin et al. (2016) encontraron que los estudiantes permanecen distraídos durante una cuarta parte del tiempo que dura sus clases. Esto demuestra que clases o lecciones más cortas y con espacio para recesos mantienen a los estudiantes motivados y productivos. Es decir, aprenden más y construyen conocimiento.

Tip: un método que algunos docentes utilizan es trabajar por 30 minutos consecutivos y luego tomar un receso de 5 a 7 minutos.  Por ejemplo: un niño del nivel primario (1ero a 3ro) puede completar dos a tres actividades de escritura durante un espacio de 30 minutos. Luego tomar 5 minutos de receso para continuar con actividades de lectura.

Paso 3: priorizar las actividades y aumentar la concentración

Lo ideal es que cada estudiante cuente con un espacio designado para realizar sus actividades: una silla y una mesa acorde a su estatura, buena iluminación, clima agradable, libre de distracciones y ruidos molestos. Es importante que aprendamos a priorizar las actividades de nuestra agenda.

Como padre o tutor, su función consiste en asegurarse que el estudiante acceda a la plataforma o videollamada a la hora indicada. Pero esto no quiere decir que usted debe sentarse al lado del niño, al menos que el docente así lo requiera. Recuerde que aspiramos a formar seres humanos íntegros e independientes. Para su buen desarrollo, los niños y niñas necesitan su propio espacio.

Con el tema de la pandemia, todos estamos recibiendo mucha información. No todo lo que nos llega al celular o dice un vecino es verdadero. Debemos permanecer presentes en el momento, llevando un día a la vez. Consumir información de fuentes seguras y confiables.

Paso 4: actividad física

Todos necesitamos actividad física. Inicie usted mismo caminando 30 minutos en las mañanas e invite a su hijo a que le acompañe. Le aseguro que su cuerpo y su mente se lo agradecerán. La actividad física reduce los niveles de ansiedad y previene la depresión. Ayuda a mantener su salud en estado óptimo y hace que se sienta mejor.

Paso 5: calidad del sueño y atención a la salud mental

Vuelvo y retomo el punto de crear un horario. Debe establecerse una hora para ir a la cama y una hora para levantarse. Estar en pandemia no significa que estamos de vacaciones. Los expertos establecen que los niños entre 6 a 12 años necesitan dormir entre 10 a 12 horas diariamente. No más quedarse jugando o viendo TV hasta la madrugada.

El tema de la salud mental es importante para todos. Tanto niños, como padres, y docentes, estamos sobrellevando este proceso al mismo tiempo. La empatía, la comprensión, y el amor al prójimo deben ser nuestra carta de presentación. Del mismo modo, nuestros hijos necesitan de nuestro apoyo como padres. Tip: sonreír es gratis. Si usted entiende que sus hijos o usted mismo necesita conversar con el orientador escolar o psicólogo, haga una cita. Los profesionales de la salud mental están para asistirle. No tenga miedo en pedir ayuda.

Paso 6: comunicación efectiva padres-docentes-escuela

El éxito del trabajo de los profesores dependerá directamente del esfuerzo que hagan los padres y tutores por el bienestar de sus hijos. Una relación armoniosa es clave para el desarrollo satisfactorio del año escolar 2020-2021. Conozca al docente, es un profesional que también tiene familia y se enfrenta a los mismos desafíos que usted. Los docentes, con su gran vocación de servicio, trabajan cada día para llevar lo mejor a sus estudiantes.

¿Cuál es mi línea de fondo? Aunque nada volverá a ser como antes, tenemos la oportunidad de crear algo mejor que lo que teníamos. Una escuela más segura, más creativa, más efectiva, y más innovadora es una posibilidad para todos los niños dominicanos. Trabajemos juntos: por ti, por mí, por tus hijos, por nuestro pueblo. ¡Por una mejor República Dominicana!

Referencias

Godwin, K. (2016). Off-task behavior in elementary school children. Retrieved September 06, 2020, from https://doi.org/10.1016/j.learninstruc.2016.04.003


Via elJaya.com

Share this:

Publicar un comentario

 
Copyright © 2020 SFM NEWS. Designed by SFMNews