BREAKING NEWS

8 mar. 2020

Vicky: la “Miss” del deporte

 Santo Domingo, RD
Basta con verla para afirmar de inmediato que a María Victoria Bayo Martínez le sobran cualidades para convertirse en “Miss República Dominicana”  sí se lo propusiera.
Nacida en Venezuela hace 20 años y aplatanada en Santiago desde que cumplió dos, resalta por su versatilidad deportiva y notable belleza.
Sus rasgos angelicales y espigada figura levantan suspiros cuando está en cancha, desfilando por la pasarela o paseando por calles  plazas.
Como modelo profesional ha lucido colecciones de los diseñadores dominicanos Giannina Azar, Leonel Lirio, Rafael Rivero, Arnaldo Womenswear, Arcadio Díaz, Carolina López, Jenny Polanco, Michelle Reynoso, Mariluz Rivas, Jusef Sánchez y las casas Louardos y Eclípitca..
“Vicky” juega voleibol a nivel superior y ha sido campeona nacional de golf en categorías menores, deportes en los que importantes universidades de Estados Unidos le han ofrecido becas.
En este deporte se destaca su poderoso swing que ha posibilitado superar a menudo a golfistas profesionales del país. No obstante su falta de tiempo ha limitado su desarrollo.
“Universidades de Texas, Chicago me ofrecieron becas para jugar voleibol. Fueron varias”, manifiesta sobre una disciplina en la que comenzó a dar sus primeros voleos muy niña mientras acompañaba en la cancha a su madre Carolina Martínez, quien aún lo juega de manera recreativa en el Centro Español de Santiago .
Otras academias estadounidenses que vieron su potencial golfístico  le cortejaron a través de la Federación Dominicana de ese deporte cuando ella tenía 14 años.
En este deporte se destaca, sobre todo, un poderoso swing que le ha posibilitado superar a golfistas profesionales del país. No obstante, su apretada agenda con los estudios, el  modelaje y otros deportes  práctica el llamado “deporte blanco”  los domingos junto con su padre Alfredo Bayo.
Su talento le ha permitido también incursionar en el fútbol y el atletismo. En esta última calidad participa en los más importantes maratones de distancias de diez kilómetros que se realizan en el país, como “Santo Domingo Corre” y “Santiago Corre”, entre otros.
Por su apego a la familia ha rechazado las ofertas y pospuesto la posibilidad de radicarse en el extranjero para dentro de  tres o cuatro años, cuando estima sería el tiempo perfecto para radicarse en Estados Unidos o España, donde le gustaría catapultarse en el mundo del modelaje.
“Preferí quedarme aquí, con la familia. Ya luego, cuando sea más madura, me gustaría ir a uno de esos países”, expresa “Vicky”, quien se inició en las pasarelas en el 2014. Pertenece a la agencia de Sócrates McKknney, quien no abriga duda de que la corona iría a la cabeza de esta adoptiva santiaguera sí se entusiasmara y tomara parte también en los concursos de bellezas que se realizan en el país.
“Ella es una muchacha muy disciplinada, muy hermosa, con mucha educación. La veo como una “Miss República Dominicana”,  enfatiza el productor de Dominicana Moda y de Bridal Week, donde ella estará desfilando el próximo sábado.
Ese criterio lo comparte, además el diseñador Luis Menier Domínguez, quien le pronostica un mejor futuro como concursante de reinados de belleza.
Otra hobbie
“Como si todo ello fuera poco, tiene dos años estudiando Aviación en un instituto de la Ciudad Corazón. Ya ha tomado varias veces  el control de la nave asistida por un profesor.
 “Eso es otro mundo. Es precioso. Hay que tener pasión”, resalta con la seguridad de quien no siente miedo alguno  a miles de pies de altura.
Su madre, a pesar de la que le apoya también esa iniciativa, tiembla cada vez que su adoración le informa que va a “volar” y le invita a estar pendiente cuando pase sobre el área monumental.
“Cuando me dice que tiene práctica de vuelo me pongo muy nerviosa y oro mucho por ella y por los que están ahí”, declara Carolina, una acreditada chef . “Es mi única hija”.
De su padre Alfredo, un empresario español que desde hace varias décadas se dedica a la industria del tabaco y las zonas francas en Santiago, parece haber traído tambiénb en los genes la pasión por la aviación.
Alfredo, su hermano de padre, tiene mucho tiempo laborando como piloto comercial en importantes líneas aéreas internacionales.
“Intento sacar tiempo y dar el máximo en las cosas que me gustan, que me apasionan. Me mantengo enfocada”, explica la espigada atleta de 20 años, 5´10 de estatura e integrante desde el 2016 del sexteto superior Cienfuegos y de  la selección nacional de Santiago que acaba de obtener medalla de plata en el recién finalizado Campeonato Nacional de Voleibol.
 Todo el tiempo que le exigen el deporte, el modelaje y la aviación  no han impedido que la  hija única de la unión de Carolina,  nativa de la Patria de Bolívar, y de Alfredo Bayo,  un empresario español ligado al área del tabaco y la zona franca, se destaque también en el campo del saber.
Cursa el tercer año de la carrera Administración de Empresas en la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra, donde es una estudiante meritoria.
No escapó al “bullying”
A pesar del éxito que ha venido alcanzando desde temprana edad, de su sencillez, del buen nivel económico de la familia y de su linda y espigada figura, María Victoria Bayo Martínez también ha sido víctima de “bulling”.
A pesar de que le encanta la música urbana, la bachata, la música urbana y bailar, su enfoque y falta de tiempo no le permiten atender las constantes invitaciones que le hacen amistades a la disco y otros lugares de diversión.
“Mientras los amiguitos quería ir a fiestas y le mandaban fotos y mensajes diciéndole ´tú allá sudá y nosotros aquí divirtiéndonos”, recuerda su madre Carolina Martínez, cuyos consejos y buena formación hogareña que le ha dado se convirtieron en un valladar para que eso no afectara a su hija.
 “La querían hacer sentir mal. Esa fue una parte fea.  Yo siempre le decía ésos no son tus amigos. Tus verdaderos amigos son los que te apoyan en las decisiones que tomes”, indica.
“Vicky es muy buena muchacha, que trae una gran influencia para sus compañeras. Nunca pone pero, siempre está disponible”, apunta, por su lado, José –Yeye—Aybar, presidente de la Asociación de Voleibol de Santiago.
“El viernes pasado ella tenía que participar en la mañana en un desfile de moda y en la tarde estaba jugando en el Centro Olímpico”, subraya.
“Es una excelente compañera. Es muy emotiva, cariñosa y atenta con uno. Siempre está en disposición de abrazar a uno”, agrega la veterana Bethania Almánzar, quien la tiene como compañera con el equipo de Cienfuegos y en el representativo de Santiago.
Cibaeña de pura cepa
Orígenes.
Venezolana de nacimiento y también con la nacionalidad española por parte de su padre Alfredo Bayo, “Vicky” se siente tan cibaeña como la que más.
“Me siento santiaguera de corazón. Santiago te arropa”, enfatiza, quien se declara fanática de la comida típica de este país, como el arroz, la habichuela y la carne guisada.
“Soy loca con la comida dominicana. Me encanta el mangú las habichuelas con dulce”, destaca.
“De verdad, yo amo a la República Dominicana. La calidad humana de las personas es muy  grande
“María Victoria es una bendición. Tiene lo mejor de las tres nacionalidades”, señala su progenitora y guía Carolina Martínez.



Share this:

Publicar un comentario

 
Copyright © 2020 SFM NEWS. Designed by SFMNews