De dónde viene la popular calavera que se usa el Día de Muertos


Imagen de La Calavera Garbancera por José Guadalupe Posada.Derechos de autor de la imagenDOMINIO PÚBLICO
Image captionLa Catrina o la Calavera Garbancera es una figura creada por el caricaturista José Guadalupe Posada.

La muerte que se adorna con flores de colores, patrones decorativos y vestidos elaborados es una imagen tan entrelazada al Día de Muertos que muchos no conciben ya al festejo del 1 y 2 de noviembre sin el personaje de la calavera sonriente: La Catrina.
Tan omnipresente ha sido esta dama de la muerte en México que ha pasado a convertirse en un ícono de la cultura del país.
Y es que aunque la celebración del día de difuntos no es única de México, sí lo es el personaje casi mítico de La Catrina, inmortal en su traje victoriano, sombrero de ala con flores y expresión burlona.
Pero, ¿de dónde viene este personaje?
Con una mezcla de reminiscencias de la herencia hispánica y elementos precoloniales, La Catrina tiene una connotación crítica que trasciende al Día de Muertos.
Al menos esta fue la intención del caricaturista mexicano José Guadalupe Posada cuando concibió a principios del siglo XX al personaje de "La Calavera Garbancera" como burla a los vendedores de garbanzo, nuevos ricos que adoptaban un estilo de vida europeo y negaban sus raíces indígenas.
En su crítica, Posada caricaturizó a una calavera sonriente, ataviada con un sombrero de ala ancha adornado con flores y plumas.
"La muerte es democrática, ya que a fin de cuentas, güera, morena, rica o pobre, toda la gente acaba siendo calavera", escribió Posada, quien trabajó para los periódicos de la época y usó a sus famosas calaveritas para burlarse de la clase política y las pretensiones sociales en una gran colección de caricaturas críticas.


Mural de Diego RiveraDerechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Image captionLa Catrina aparece por primera vez en el mural de Diego Rivera con una serpiente emplumada al cuello y rodeada personajes históricos mexicanos.

Décadas después, el muralista Diego Rivera rebautizó a la "Calavera Garbancera" como "La Catrina" y tomó la caricatura de Posada para transformarla en la imagen mexicana por excelencia de la muerte que hoy se conoce en su obra "Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central".
Cabe señalar que la palabra "catrín" se usaba para describir a un hombre vestido de manera elegante.
En el mural creado entre 1946 y 1947, se ubica a la ahora Catrina al centro, rodeada de diversos personajes de la historia de México. Y tomando de la mano al muralista, aparece por primera vez en cuerpo completo vistiendo la indumentaria victoriana que hasta la fecha la caracteriza.


Mujeres disfrazadas de Catrina.Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Image captionLos homenajes a La Catrina se ven en México en concursos y desfiles del personaje de la muerte.

Hoy en día las manifestaciones de La Catrina son tan variadas como permite la imaginación.
Ya sea con su característico vestido victoriano, tocado de flores, traje indígena, elementos folclóricos o como alusión a algún difunto famoso, los tributos a la dama de la muerte se ven en el embellecimiento de la forma de la calavera o "calaca" como le dicen los mexicanos.
Y en el Día de Muertos, declarado Patrimonio Cultural Inmaterial por la Unesco, es común ver en México desfiles de personas haciendo homenaje a La Catrina,

Burla literaria a la muerte

El espíritu burlón hacia la muerte que manifiesta La Catrina, también se ve en la tradición mexicana de compartir "calaveritas literarias", textos cortos, con origen en el siglo XIX que retratan la realidad de una situación, persona o país con un estilo irreverente.
Tanto quizá, como hacer de la muerte una caricatura y un festejo.
En el Día de Muertos es común que entre familiares y amigos se regalen una calaverita literaria a modo de una broma amistosa.






Después de todo, el objetivo tanto de La Catrina como del Día de Muertos, es ver en la muerte un elemento unificador y un aspecto natural de la vida.
 
Los cementerios reciben visitantes


Santo Domingo
Los cementerios de aquí están listos para recibir hoy las visitas de miles de personas que llegarán a las tumbas de sus seres queridos a depositar flores, velas y velones, con ocasión del Día de los Fieles Difuntos.
En los cementerios de la avenida Máximo Gómez y Cristo Rey, en el Distrito Nacional, y Los Casabes del municipio Santo Domingo Norte, las tumbas, calles, aceras y contenes están limpios, mientras los vendedores de flores y velones se abastecieron para responder a la demanda de los visitantes.
Los vendedores de flores Cristina Campusano y Antonio González, quienes llevan más de una década en ese negocio en la puerta principal del cementerio de la Máximo Gómez, se abastecieron con rosas rojas, blancas y rosadas, así como margaritas, pompones, crisantemos, montecasino morado y blanco, tara, entre otras variedades.
“Nosotros esperamos poder vender toda esta mercancía, porque todos esto días hemos estado bien flojos con las ventas. Nos hemos preparado para cuando la gente venga que encuentre más de lo que vino a buscar”, dijo Cristina.
Agregó que desde las 6:00 de la mañana de hoy hasta las 5:00 de la tarde, mantendrán sus puestos abiertos al público, con la esperanza de hacer un buen día con las ventas.
En los camposantos visitados, las floristas también tienen en oferta tarros para colocar las flores, así como velones y velas para que los familiares iluminen las tumbas de sus difuntos.
Los que van antes Para evitar las aglomeraciones de personas que se concentran en los cementerios hoy, numerosas personas decidieron limpiar, llevar las flores y los velones ayer.
Yanet Pérez fue una de ellas, aunque asegura que siempre va a la tumba de su madre para mantenerla limpia y colocarle las flores que tanto le gustaban.
“Yo siempre le doy vuelta a la tumba de mi madre, porque es una forma de mantenerla presente en mi corazón y sentir que no la he abandonado”, comentó.
En esta ocasión, los cementerios visitados por reporteros de LISTÍN DIARIO estaban acondicionados a diferencia de otros años, cuando el sucio y la maleza se habían apoderado de ellos.
Tanto los cementerios de la Máximo Gómez y Cristo Rey, en el Distrito Nacional, como Los Casabes, de Santo Domingo Norte, estaban limpios. Según empleados de seguridad que fueron entrevistados, ahora hay un personal fijo en los camposantos del Distrito Nacional, que se encarga de mantenerlos acondicionados.
“Aquí hay empleados que hacen un horario de trabajo normal. Ellos trabajan para quitar la yerba que crece, barren y recogen la basura que la gente lanza y velan para que las personas que vienen aquí no sean atracadas”, dijo un seguridad del cementerio de la Máximo Gómez. La conmemoración a los Fieles Difuntos, generalmente llamada Día de Muertos o Día de los Difuntos, es una celebración que se realiza cada dos de noviembre, complementando al Día de Todos los Santos.
El objetivo de esta celebración es orar por aquellos fieles que han acabado su vida terrenal y, especialmente, por aquellos que se encuentran aún en estado de purificación en el “Purgatorio”.



Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario