Científicos descifran cómo el legendario movimiento de baile de Michael Jackson

En 1987 Michael Jackson estrena el vídeo musical Smooth Criminal dejando con la boca abierta al mundo entero. Si en 1983 ya había asombrado con el famoso paso moonwalk, el nuevo baile parecía ir más allá desafiando la gravedad e inclinándose hacia delante hasta un ángulo de 45 grados. ¿Cómo lo hizo?
Es muy probable que existiera cierto truco o “magia” en el calzado del artista, casi seguro, pero ahora un grupo de neurocientíficos han analizado la biomecánica de la columna vertebral detrás de la técnica que realizó MJ. Y no, al parecer realmente no necesitaba cables. Según explican los investigadores en su trabajo:

MJ realizó un movimiento de 45 grados que desafía la gravedad y que parece sobrenatural para cualquier testigo. Varios fans de MJ han intentado copiar este movimiento y han fallado, a menudo lesionándose en sus esfuerzos.
A decir verdad, en numerosas ocasiones se ha hablado de la ayuda que tenía el artista para realizar el truco. La ilusión se produce con la ayuda de un soporte debajo del talón que apareció en el momento justo y se enganchó en un zapato especial. Esto le dio un agarre extra al piso sobre el que estaba, de lo contrario se caería, sin embargo, su cuerpo también jugó un papel muy importante. Según los investigadores, quienes han publicado el trabajo en Journal of Neurosurgery:
Por más que nos gustaría creer que MJ rompió la relación entre fisiología y física, una patente registrada bajo su nombre muestra que se logró con una ingeniosa invención.
Pero incluso con el calzado especialmente diseñado y el soporte del enganche, el movimiento es increíblemente difícil de lograr, ya que requiere la fuerza del núcleo atlético de los músculos espinales reforzados y los músculos antigravedad de las extremidades inferiores.
De hecho, encontraron que Michael Jackson mantuvo la mayor parte de la tensión de la postura en su talón de Aquiles. Para que nos hagamos una idea, cuentan los científicos que sin los zapatos, incluso los bailarines profesionales extremadamente aptos solo podrían hacer una inclinación máxima de 25 a 30 grados.

Dicho esto, los neurocientíficos se preguntaron cómo el artista desafió nuestra comprensión de la biomecánica de la columna vertebral. Según el equipo, el propio MJ jugó un papel muy importante:
Truco o no, las nuevas formas de baile inspiradas en MJ comenzaron a desafiar nuestra comprensión de los modos y mecanismos de la lesión espinal. Desde que MJ nos entretuvo con sus movimientos fabulosos, en todo el mundo los bailarines han intentado saltar más alto, estirar más lejos y girar más rápido que nunca.
Por supuesto, y aquí está la clave que muchos se estarán preguntando, esto lleva al verdadero objeto del estudio: tratar de determinar cómo las cirugías de columna vertebral para bailarines pueden cambiar en el futuro. Según cuentan:
El rápido aumento de la popularidad de la danza como arte y ejercicio en todo el mundo está obligando a producir nuevas formas de lesiones que pueden dejar perplejo al neurocirujano. El arte del movimiento es la vida misma de muchos bailarines, y queda por ver cómo los implantes quirúrgicos soportarán el estrés de la danza.
Cómo explican al final del trabajo, “si bien todavía muchas preguntas nuevas necesitan respuesta, lo cierto es que todo esto se debe a la inventiva y el estilo único del rey del pop”. [Journal of Neurosurgery: Spine vía Mental Floss]
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario