Cómo hace Facebook para saber quiénes son todas las personas que has conocido en tu vida

En la vida real, durante una conversación, no es extraño hablar acerca de una persona que quizás conozcas. 
Es común que cuando conoces a alguien por primera vez comentes algo como “hola, soy de Sarasota”, y esa persona diga “oh, uno de mis abuelos vive en Sarasota”, y te dirán cuál es su nombre y la zona en la que viven, y es posible que lo reconozcas.
También es posible que creas que las recomendaciones de amigos de Facebookfuncionan de la misma forma: le dices a la red social quién eres y esta te dirá a quién podrías conocer. Pero la maquinaria de Facebook funciona en una escala mucho más grande y compleja que simplemente basándose en interacciones humanas normales. 
Y los resultados de su algoritmo “Personas que quizás conozcas” no son nada obvios. Durante los meses que he investigado y escrito acerca de Personas que quizás conozcas, o PQQC, como lo llama Facebook, he escuchado algunas anécdotas perturbadoras:
  • La historia de un hombre que hace años donó esperma (en secreto) a una pareja para que pudieran tener su hijo, recibió una recomendación de Facebook acerca de que podía conocer al niño. Él conoce a la pareja en la vida real, pero no son amigos en Facebook.
  • Una trabajador social cuyo cliente la llamó usando su apodo en su segunda visita, porque ella había aparecido en su lista de Personas que quizás conozcas, a pesar de que nunca habían intercambiado sus datos.
  • Una mujer cuyo padre abandonó a su familia cuando ella tenía seis años, y Facebook le recomendó a la que era su amante hace 40 años.
  • Una abogada que escribió “eliminé mi cuenta de Facebook después de que me recomendó a un abogado de defensa que estaba trabajando en uno de mis casos. Solo nos habíamos comunicado usando mi email de trabajo, que no está conectado a mi Facebook, lo que me dio a entender que Facebook escaneaba mi email de trabajo”.
Historias como estas parecen inexplicables si asumes que Facebook solo sabe lo que tu le cuentas acerca de ti. No obstante, son menos misteriosas si sabes acerca de los otros archivos que Facebook mantiene sobre ti, esos que no puedes ver o controlar.
Detrás del perfil de Facebook que has creado para mostrar existe otro escondido, un perfil de sombra, creado a partir de los correos electrónicos y smartphones de otros usuarios de Facebook. La información de contactos que nunca le has dado a la red social es asociada con tu cuenta, haciendo que sea mucho más fácil para Facebook descubrir tus conexiones sociales.




Esta información de contactos de sombra es algo de lo que se ha sabido desde hace varios años, pero la mayoría de usuarios no conoce su verdadero alcance y potencial. La gente no puede ver qué tantos datos tiene Facebook de su vida porque las conexiones de los perfiles–sombra las hace el algoritmo de la red social tras cámaras, hasta que alguna recomendación de amistad aparece.
Facebook en realidad no escaneó el correo de trabajo de la abogada de la historia anterior, pero es posible que tenga archivada su dirección de correo de trabajo, incluso cuando ella nunca se la haya dado a Facebook. Si alguien que tenga la dirección de email de trabajo de la abogada en su agenda de contactos ha decidido compartir la lista con Facebook, la red social la asociará a todas las demás personas que también la tienen, tales como el abogado defensor anterior.
Facebook no especifica la forma en la que trabajan las conexiones de Personas que quizás conozcas, y un vocero de la red social sugirió que podrían haber otras explicaciones para los ejemplos anteriores, tales como “amigos mutuos” o “personas que se encuentran en la misma ciudad”. El vocero comentó que, de las historias que mencionamos, la de la abogada es la que menos podría tratarse de un caso de conexión por perfil–sombra.
Una de las primeras cosas que Facebook le pide a las personas al crear una cuenta es dar acceso a su agenda de contactos, para que así la red social pueda “encontrar tus amigos”. Esta opción es bastante básica en la versión de la red social para el ordenador:
:






Introduces tu correo electrónico y tu contraseña, y Facebook te mostrará el perfil en la red social de todas las personas que conoces. Eso sí, Facebook se queda con tus contactos.

La página de “Encontrar amigos” en la app móvil es un poco más llamativa, adornada con flores mientras te invita a “ver cuál de tus amigos están Facebook compartiendo tus contactos constantemente”.




En la letra pequeña de las condiciones, debajo del botón de “Comenzar ahora”, la página dice que “la información de tus contactos será enviada a Facebook para ayudarte, y a otros, a encontrar amigos más rápido”. Esto no es algo preciso o muy claro, y sus propósitos reales tampoco quedan definidos si presionas el botón de “Aprender más”:
Cuando seleccionas encontrar amigos en Facebook, guardaremos y usaremos la información de tus contactos de forma segura, incluyendo sus nombres y apodos, foto de perfil, número telefónico y otra información relevante que haya añadido, como su relación con otras personas y profesión, al igual que los datos de esos contactos que estén almacenados en tu móvil. Esto ayuda a que Facebook pueda recomendar contactos y, en general, dar un mejor servicio.
Fíjate en toda la información que puedes tener asociada a un contacto en tu móvil, y después considera todos los datos de otras personas que llevas en tu smartphone, desde amigos a personas que solo conociste una vez por algún motivo.
Facebook advierte a los usuarios que tengan cuidado al usar estos datos. “Puede que tengas contactos personales o de negocios en tu móvil”, dice la pantalla de “Aprender más”. “Por favor solo envía solicitudes de amistad a personas que conozcas personalmente que estén dispuestos a recibirte”.
Después de advertirte que las personas en tu agenda de contactos quizás no quiera conectarse contigo en la red social, Facebook hará justamente lo que te dijo que no hicieras tu. Si estás de acuerdo con compartir tus contactos, cada uno de los datos que tengas relacionados a ellos irán a Facebook, y la red social los usará para intentar conseguir conexiones entre todas las personas que conozcas, sin importar lo mínimas que sean, y sin que lo sepas.
A Facebook no le gusta el término “perfil–sombra”. No le gusta porque suena como si la red social crea perfiles escondidos para personas que no se han creado uno todavía, algo que aseguran que no hacen. La existencia de la información escondida de contactos se dio a conocer en 2013, después de que Facebook admitiera que encontraron y solucionaron “un fallo”. Este fallo era que cuando un usuario descargaba su archivo de Facebook no solo incluía la información de contacto visible sino también las del perfil–sombra.
Para Facebook el problema con este fallo no era que la información de ambos perfiles estaba siendo descargada junta, sino que reveló por error que existía ese otro perfil. Este tipo de conexiones entre perfiles de Facebook se supone que solo debería ser visible para la compañía.
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario