Keuchel y Kershaw abrirán primer juego Serie Mundial



Tras conquistar su primer banderín de la Liga Americana, los Astros tendrán a su par de ases listos para arrancar la Serie Mundial contra los Dodgers.
El dirigente de Houston, A.J. Hinch, anunció que Dallas Keuchel se medirá al as de Los Angeles, Clayton Kershaw, el martes en el Juego 1 del Clásico de Otoño. Los Astros enviarán a la lomita Justin Verlander, el Jugador Más Valioso de la Serie de Campeonato de la Liga Americana, para abrir el Juego 2 el miércoles.
Keuchel, de 29 años de edad, hará su debut en la Serie Mundial junto a varios de sus compañeros que se desarrollaron durante la reconstrucción del club. Con foja de 14-5 y 2.90 de efectividad, el ganador del premio Cy Young del Joven Circuito en el 2015 recuperó su forma este año tras una campaña plagada por lesiones en el 2016.
Pese a su excelente desempeño en octubre, Verlander todavía busca conseguir éxito en el Clásico de Otoño, donde ha registrado promedio de carreras limpias de 7.20 en sus tres derrotas como miembro de los Tigres.
Kershaw y Altuve, los protagonistas de la SM
Un par de equipos que cosecharon al menos 100 victorias durante la campaña regular chocarán en la Serie Mundial, algo que no había ocurrido en casi medio siglo.
Será una candente Serie Mundial. Los Astros de Houston, que el sábado eliminaron a los Yanquis de Nueva York en el séptimo juego de la serie de campeonato de la Liga Americana, chocarán contra unos Dodgers de Los Ángeles bien descansados tras resolver sus duelos de playoffs sin mucho suspenso. “Ahora vamos por el premio mayor”, dijo el manager de los Astros A.J. Hinch.
Y el calor de la serie podría estar también en el ambiente. Habría temperaturas de casi 37 grados centígrados (100 Fahrenheit) el martes en el Dodger Stadium para el primer duelo. Será quizás la mayor temperatura registrada jamás para un encuentro del Clásico de Otoño.
El tradicional frío de octubre, que hace tiritar a peloteros y espectadores por igual, no será un problema en la cálida California ni en el Minute Maid Park de Houston, que cuenta con techo retráctil.
De todos modos, las condiciones meteorológicas difícilmente les hubieran importado a las jóvenes estrellas Cody Bellinger y Carlos Correa, ni a los veteranos Carlos Beltrán y Chase Utley, ni a los abridores destacados Dallas Keuchel y Yu Darvish. Y es que la oportunidad de ganar un anillo de la Serie Mundial no llega muy seguido. Estos equipos, que se han enfrentado más de 700 veces al paso de los años, deben saberlo.
Los Astros nunca se han ceñido la corona. Jugarán de nuevo por toda una región, con parches que llevarán zurcida la leyenda “Houston Fuerte”. Buscarán así alentar a la gente tan duramente afectada por el huracán Harvey.
“Aún queda algo pendiente”, declaró Altuve, la bujía del ataque de Houston y candidato al premio al Jugador Más Valioso. Los Dodgers no disputaban una Serie Mundial desde 1988, cuando el bate de Kirk Gibson, el brazo de Orel Hershiser y la estrategia de Tom Lasorda les permitieron vencer a Oakland.






Son unos Astros... ¡Verlander y Altuve!

José Altuve rompió su sequía de hits al pegar sencillo y jonrón remolcadores de tres carreras, y Justin Verlander lanzó siete entradas en blanco, para llevar a los Astros a la victoria sobre Yankees que alargó al séptimo y decisivo juego la Serie de Campeonato de la Liga Americana.


Tanaka y Sánchez, héroes en blanqueada de Yankees y acarician otra Serie Mundial

NUEVA YORK. Masahiro Tanaka lanzó pelota de tres hits al cubrir siete innings y los Yanquis de Nueva York finalmente descifraron a su némesis Dallas Keuchel, al vencer el miércoles 5-0 a los Astros de Houston y tomar una ventaja 3-2 en la serie de campeonato de la Liga Americana.
Gary Sánchez bateó un sencillo remolcador ante el as zurdo de los Astros y luego sacudió un jonrón en la tercera victoria seguida de los Yanquis en su casa, posicionándose a un triunfo adicional de acceder a su primera Serie Mundial desde 2009.
Los equipos viajarán de vuelta a Houston para el sexto duelo la noche del viernes, cuando Justin Verlander y los Astros buscarán enderezar el rumbo tras un día de descanso y forzar un decisivo séptimo juego. El dominicano Luis Severino abrirá por Nueva York.
Tan solo hace unos días, Houston se puso arriba 2-0 y parecía bien perfilado para su segunda participación en un Clásico de Otoño.
Pero los Astros, al igual que Cleveland en la ronda previa, no han podido ultimar a estos tenaces Yanquis, perfectos con fija de 6-0 en su estadio esta postemporada.









Tambaleándose en la cuerda floja, los Yanquis de Nueva York siguen más vivos que nunca en esta temporada de inesperados éxitos.

Dobles remolcadores de Aaron Judge y Gary Sánchez en el octavo inning culminaron una fulminante remontada de Nueva York el martes para voltear un déficit de cuatro carreras y vencer 6-4 a los Astros de Houston, lo que niveló 2-2 la serie por el campeonato de la Liga Americana.

Abajo 4-0 en el séptimo episodio, un jonrón solitario de Judge encendió la reacción de los Yanquis tras una tarde de despistes que apuntaba a dejarles al borde de la eliminación.

Todo parecía conspirar en contra de Nueva York: la desventura de Judge en el corrido de bases, dos errores del prolijo segunda base Starlin Castro y una interferencia de Austin Romine, el receptor que goza de buena reputación por sus habilidades defensivas.

El doble con las bases llenas de Yuli Gurriel en el sexto y luego el rodado de Brian McCann que Castro fildeó mal en el séptimo parecían encaminar a los Astros a la victoria.

Maniatado por Lance McCullers Jr, Nueva York empezó a descontar a partir del cuadrangular de Judge por todo el jardín central ante el abridor derecho. Judge la desapareció al primer ofrecimiento de McCullers en el séptimo, una curva en cuenta de 1-1.

Fue el final de una excelente salida de McCullers, quien lanzó pelota de dos hits en seis innings. Pero en una auténtica debacle, el bullpen de los Astros no supo sostener la diferencia

Un elevado de sacrificio del dominicano Sánchez ante Chris Devinski les acercó 4-2, luego que Didi Gregorius había conectado un triple.

Todd Frazier y Chase Headley abrieron el octavo con imparables para colocar corredores en segunda y tercera sin outs, obligando al manager de los Astros A.J. Hinch a traer a su cerrador Ken Giles en reemplazo de Joe Musgrove.

No fue la solución. La tercera carrera de los Yanquis entró tras un rodado de Brett Gardner por la intermedia. Acto seguido, Judge conectó su doble contra el muro del izquierdo para igualar el juego. Sin cejar, Gregorius conectó un sencillo y así sirvió la mesa para el doble de Sánchez que puso diferencias definitivas.

Aroldis Chapman sacó en orden el noveno para asegurar el triunfo. Los Yanquis mejoraron a una foja de 5-0 como locales en los playoffs.

Masahiro Tanaka lanzará el miércoles por Nueva York en el quinto juego, enfrentando a Dallas Keuchel, en una reedición del duelo de abridores que se registró en el primer partido. Los Astros ganaron ese compromiso por 2-1.

Por los Astros, los venezolanos José Altuve de 2-0 con una anotada, Marwin González de 3-1 con una anotada. Los puertorriqueños Carlos Correa de 4-0, Carlos Beltrán de 3-1. El cubano Yuli Gurriel de 4-1 con tres impulsadas.

Por los Yanquis, los dominicanos Sánchez de 3-1 con tres impulsadas, Castro de 3-0.



NUEVA YORK. Volver al Yankee Stadium resultó el mejor revulsivo para los bateadores de Nueva York, y los Yanquis confirmaron que no claudicarán fácilmente ante Houston.
Todd Frazier y Aaron Judge despacharon sendos jonrones de tres carreras para conducir el lunes a Nueva York a la victoria 8-1 sobre los Astros, acercándose 2-1 en la serie por el campeonato de la Liga Americana.
Fue la primera victoria de los Yanquis en una serie de campeonato desde 2010, rompiendo una racha de siete derrotas que se remontaba al duelo que perdieron en seis partidos ante Texas.
En el rol de paladín que ejerció durante toda la temporada, CC Sabathia volvió a responder desde el montículo al cubrir seis innings en blanco frente al equipo que más carreras anotó en las mayores en la campaña regular. El zurdo de 39 años tuvo marca de 9-0 y efectividad en 1.71 en 10 aperturas tras derrotas de Nueva York.
Luego de ser silenciados por los ases Dallas Keuchel y Justin Verlander en un par de reñidos partidos que perdieron con idénticas pizarras de 2-1 en Houston, los bates de Nueva York despertaron frente a Charlie Morton.
Los Yanquis eclipsaron su producción de los primeros dos juegos cuando Frazier —el tercera base que adquirieron de los Medias Blancas de Chicago sobre la fecha límite de canje— sacudió por la banda contraria su jonrón en la parte baja del segundo, pescando una recta de 95 mph en cuenta de 1-1.
La reacción de Frazier tras el cuadrangular mezcló algarabía y perplejidad. Después de todo, su swing no fue del todo compacto, beneficiándose de la corta distancia por el bosque derecho, de 314 pies. Y otro detalle: solo dos de sus 27 cuadrangulares en la campaña viajaron por esa dirección.
Judge añadió otro jonrón de tres carreras dentro de un racimo de cinco anotaciones que esencialmente liquidó el partido en el cuarto episodio.
De 7-1 en los primeros dos partidos, Judge despachó su segundo jonrón de la postemporada a una recta de 93 millas del relevista Will Harris. Judge sumó dos ponches más para quedar con 21 este octubre, pero el toletero novato también se destacó a la defensiva, estrellándose contra la cerca del derecho para engarzar un batazo de Yuli Gurriel.
Otra señal alentadora para los Yanquis fue el primer hit de un bateador designado en la postemporada, conectado por Chase Headley en el cuarto.
También pudieron mantener a raya a José Altuve y a Carlos Correa, los bateadores más prolíficos, de 8-1 en el juego tras irse de 15-8 en Houston. El puertorriqueño Correa falló en la mejor oportunidad de los Astros ante Sabathia al elevar hacia el campocorto Didi Gregorius con las bases llenas en el tercero.
Frente a la peligrosa alineación de Houston, Sabathia trabajó con cautela y se sostuvo con un punzante slider. Permitió tres hits, concedió cuatro boletos y recetó cinco ponches al no permitir carreras por primera vez en 21 aperturas de postemporada.
Morton cargó con la derrota tras permitir siete carreras y seis hits con dos boletos en 3 2/3 innings, ni remotamente cerca de lo hecho por Keuchel y Verlander en los primeros dos desafíos.
Houston evitó la blanqueada en el noveno al anotar tras un boleto con las bases llenas, y Altuve dio fin al juego al batear para doble play. Los Astros solo han podido dar 15 hits en los primeros tres juegos.
Sonny Gray abrirá el miércoles por Nueva York con 11 días de descanso, posiblemente ante Lance McCullers o Brad Peacock.

Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario