“Mayday, estamos en caída libre a 9 mil metros de altura con 251 pasajeros”: la odisea del vuelo 009

Cuando nos encontramos en el interior de un avión y surgen las turbulencias nuestro cuerpo suele contraerse en un primer momento. El “miedo” solemos decir. Imaginarse lo que debe ser estar en un avión comercial en caída libre llegando a sentir presiones similares a 5G debe ser el infierno. Ocurrió en 1985.
Fue el 19 de febrero a bordo de un Boeing 747SP. El vuelo 006 de China Airlines tenía una ruta directa desde Taipei al Aeropuerto Internacional de Los Ángeles con 251 pasajeros. El Boeing había salido de Taipei a las 16:22 hora local. A los mandos del avión estaba el capitán Min-Yuan Ho, el copiloto Ju Yu Chang, y los ingenieros de vuelo Kuo-Win Pei (oficial) y Po-Chae Su Shih Lung (de relevo) junto al capitan de relevo Chien-Yuan Liao.
Durante las primeras 10 horas de vuelo no hubo ningún sobresalto. Sin embargo, una terrorífica secuencia iba a tener lugar poco después, cuando el capitán Ho se percata de una extraña luz en el motor número 4.

La caída libre de una avión comercial

El capitán tenía aproximadamente 15.500 horas de vuelo. 

El primer oficial tenía más de 7.700 horas y los ingenieros de vuelo contaban con 15.000 horas. 

Como decíamos, la mayor parte del vuelo ocurrió sin incidentes, a unos 550 kilómetros al noroeste de San Francisco, pasadas ya las 10 horas de vuelo, la tripulación oficial se encontraba descansando en sus camarotes.
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario