Imponen un año como medida de coerción a sacerdote acusado de asesinar a adolescente


Imponen un año como medida de coerción a sacerdote acusado de asesinar a adolescente

  • Imponen un año como medida de coerción a sacerdote acusado de asesinar a adolescente

Santo Domingo
El Juzgado de Atención Permanente de la provincia Santo Domingo impuso un año de prisión preventiva, como medida de coerción, en contra del sacerdote Elvin Taveras, acusado de asesinar al adolescente Fernelis Carrión, de 16 años de edad.
El tribunal dispuso que el suspendido padre cumpla la medida de coerción en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo-Hombres.
Freddy Carrión, padre del adolescente, dijo que se sentía conforme con la medida preventiva impuesta por el juzgado.
Una persona que hace una cosa así es un demonio. Nunca estuvo en las cosas de Dios, nunca fue un sacerdote”, expresó.
El padre del fallecido joven añadió que quiere que a Taveras se le imponga la pena máxima.
“Y 30 años es poco. Es más, 1,000 años son pocos”, dijo consternado el padre del adolescente.
Caso
El cuerpo de Carrión Saviñón estaba desaparecido desde el pasado viernes, y su cuerpo fue hallado el lunes, próximo a Sabana Grande de Boyá, en la carretera que comunica a Villa Mella con la provincia Monte Plata. En el hecho está implicado el párroco Taveras Durán.
Por el hecho, la arquidiócesis de Santo Domingo suspendió del ejercicio del ministerio sacerdotal al padre Taveras Durán, y le pidió perdón a la familia del joven.
Vecinos del sacerdote afirman que, constantemente, el padre recibía visitas constantes de menores de edad, la cual le fue asignada por la iglesia para el párroco.


RD:  Iglesia suspende al cura que vinculan con crimen Santo Domingo
La arquidiócesis de Santo Domingo suspendió del ejercicio del Ministerio Sacerdotal al padre Elvin Taveras Durán, acusado de la muerte de un adolescente.
“Establecemos la medida cautelar de retirar del ejercicio del Ministerio Sacerdotal (suspensión “Ad Divini” Canon 1395) al padre Elvin Taveras Durán”, sostiene.
La arquidiócesis emitió anoche un comunicado en el que manifiesta su disposición de colaborar con las investigaciones del caso y el proceso judicial que se derive del mismo.
“Pedimos a las autoridades que, basados en la verdad de los hechos, apliquen las sanciones previstas en el Código penal”, señaló.
Continúa diciendo que “acompañamos en su dolor a la familia Carrión Saviñón, a la cual le expresamos nuestra cercanía, les pedimos perdón y les aseguramos nuestras oraciones”.
La arquidiócesis de Santo Domingo invitó a todas las parroquias, comunidades, movimientos e instituciones católicas a unirse en oración permanente por la víctima, sus familiares y los feligreses de las parroquias Santa Cecilia y Nuestra Señora de Fátima.
“Imploramos del Señor la fuerza para seguir sirviendo al pueblo de Dios”, concluye el comunicado distribuido a través de la Comisión de Comunicaciones de la Arquidiócesis de Santo Domingo.
El sepelio
Fernelis Carrión Saviñón ya no podrá bailar más hip hop junto a sus amigos, en la academia de música de la que era uno de sus facilitadores. Sus restos fueron sepultados ayer en el cementerio municipal de Villa Mella, Santo Domingo Norte, ante reclamos de justicia por su asesinato a martillazos a manos, supuestamente, del sacerdote Elvin Taveras. En medio de una caravana de jóvenes en motocicletas y pasolas, con botellas de cerveza en las manos, dieron el último adiós al “bailarín”, como era conocido Carrión Saviñón entre sus amigos y allegados.
Fernelis, quien también era monaguillo en la misma parroquia en que Taveras era cura, estaba desaparecido desde el pasado viernes y fue ayer cuando se encontró su cadáver cerca de Sabana Grande de Boyá, en la carretera que comunica a Villa Mella con la provincia Monte Plata.
Víctor Saviñón, tío materno del joven de 16 años, no salía de la sorpresa que le causó ver salir a dos sacerdotes del destacamento Felicidad, en el sector Los Mina, donde estaba preso el acusado, después de permanecer por más de dos horas conversando con oficiales a puerta cerrada.
“Me da pena cómo está la situación en nuestro país, donde los intereses son los que importan. Me da pena cómo quieren desligar a ese sacerdote del asesinato. Esos otros dos sacerdotes salieron del destacamento y nadie sabía que tenían horas encerrados en una de las oficinas. Cuando salieron no quisieron hablar con nadie. Duraron ahí más de dos horas hablando a puerta cerrada. Me da mucha pena esta situación”, lamentó.
De acuerdo a Víctor, el sacerdote acusado de asesinar a su sobrino fue sacado por oficiales del destacamento Felicidad a las seis de la mañana, supuestamente para ayudar a encontrar el cadáver.
“Ellos salieron a localizar el cuerpo de mi sobrino, porque ayer (el lunes) yo fui a la morgue del hospital Marcelino Vélez y no estaba ahí, pero de repente apareció hoy (ayer) allá”, expresó el tío de la víctima.
El cadáver del adolescente Carrión Saviñón fue identificado por uno de sus hermanos mientras estaba en patología forense del Hospital Marcelino Vélez.

Vecinos reaccionan
“La iglesia tenemos que hacerla, oigan generación vamos a hacer nuestra iglesia en nuestra casa, porque ya no podemos creer en nadie, ni en pastores, ni en padres, ni en sacerdotes”, manifestó Dorka Trinidad, una vecina de Fernelis Carrión.
El sacerdote era un hombre de confianza para la familia, la abuela de la víctima solo identificada como Ana se encargaba de lavar y planchar su ropa.
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario