Así funciona la catapulta electromagnética de cazas del nuevo portaaviones de Estados Unidos

El nuevo portaaviones de los Estados Unidos, llamado USS Gerald R. Ford, ha completado uno de sus grandes logros: lanzar y recuperar un caza F–18 utilizando su sistema de catapulta electromagnético que permite hacer despegar un avión usando una distancia mínima de su plataforma.
El caza utilizado en el primer lanzamiento exitoso utilizando el sistema de lanzamiento electromagnético de aeronaves (mejor conocido como EMALS, según sus siglas en inglés) fue un F/A–18F Super Hornet. EMALS se basa en el mismo concepto que los cañones de riel para hacer que los aviones puedan alcanzar velocidades de hasta 330 kilómetros por hora antes de despegar utilizando un espacio mínimo, además de permitir un frenado mucho más rápido y seguro al aterrizar sobre el portaaviones.
Por ahora el sistema EMALS, diseñado para ahorrar combustible y hacer los despegues mucho más óptimos en menor superficie, solo ha sido probado con cazas, pero en el futuro podría hacer despegar aviones de mayor tamaño. LA marina de Estados Unidos incorporará una de estas catapultas en todos sus portaaviones nuevos (clase Ford).
El Gerald Ford ha tenido un costo de desarrollo y fabricación de unos 18.000 millones de dólares. Tras casi diez años de haber iniciado su construcción, fue puesto en servicio el pasado 22 de julio.
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario