La billetera electrónica de Apple no logra ganar adeptos en EEUU


Fiel al estilo grandilocuente del gigante tecnológico de Cupertino, Apple lanzó hace dos años y con bombos y platillos su sistema de billetera electrónica ante la presencia de una audiencia multitudinaria, asegurando que le permitiría a sus usuarios eliminar por completo y en el mediano plazo el dinero en efectivo y las tarjetas plásticas de sus vidas.

Más de 48 meses después la realidad en los Estados Unidos, el principal mercado para la plataforma de pago electrónico Apple Pay, parecería ser una muy diferente en un contexto donde el temor a ceder los datos bancarios a terceros continúa representando una traba para muchos potenciales usuarios del sistema.

Expertos aseguran que una deficiente estrategia publicitaria para comunicar las cualidades de Apple Pay por parte de su desarrollador tampoco ayudó a mejorar la situación, sumado al hecho de que no son muchos los minoristas que aceptan en la actualidad la forma de pago mediante teléfonos inteligentes iPhone o relojes smart Apple Watch.

Analistas de la industria consultados por el periódico especializado en negocios The Wall Street Journal aseguran que el ritmo de adopción al servicio ha sido decepcionante, inclusive contemplando los pronósticos más conservadores.

Es que si se tiene en cuenta que solo el 13% de un estimado de 680 millones de usuarios de iPhone han usado Apple Pay en algún momento, el pronóstico a futuro para la apuesta de la firma tech no parecería ser del todo alentador y alertaría sobre la necesidad de replantear la estrategia en la cual se ha basado el modelo de negocios.

Representantes de Apple aseguran que su plataforma de pago electrónico ha sido más exitosa que otras de la competencia y todavía confían en que eventualmente reemplazará al dinero en efectivo y las tarjetas de crédito y débito como la forma primaria de pago.

Según una encuesta realizada por la firma de investigaciones tecnológicas Creative Strategies, el 40% de los norteamericanos consultados tienen sus reservas acerca de los posibles riesgos de seguridad que representa cargar los datos de tarjetas de crédito y débito a sus teléfonos y más del 60% ni siquiera está al tanto de las funciones de pago electrónico que puede brindar su iPhone.

Empeorando aun más la situación, según datos de Nilsen solo un tercio de los comercios de los Estados Unidos aceptan Apple Pay como método de pago y son muchos los que señalan que los potenciales usuarios del sistema no abandonarán sus tarjetas plásticas hasta que el sistema sea aceptado a nivel masivo.

El año pasado se procesaron 36 mil millones de dólares en transacciones comerciales realizadas mediante Apple Pay, una cifra llamativamente menor a la pronosticada por su creador al momento del lanzamiento, cuando aseguraron que se procesarían para 2016 207 mil millones de dólares mediante su plataforma de billetera electrónica.

En el review se destacaba que Apple Pay no reemplazaría a las billeteras tradicionales en el corto plazo debido a su escasa aceptación en comercios
Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario