Cuando el algoritmo falla para mostrar videos porno en YouTube Kids (Peppa Pig)


Laura June, periodista y madre, denuncia el contenido inapropiado que se cuela en la popular aplicación infantil que nació con el objetivo de velar por la seguridad de los menores porque vetaba el contenido sensible. «El sistema de cribado automático no es perfecto», defiende la compañía.

En verano del 2016 se estrenó en España YouTube Kids, la «app» del popular canal de vídeos con contenido exclusivo para niños de entre 2 y 8 años. En este versión infantil, la compañía aseguraba que no había contenido sensible (como sexo, violencia o accidentes) que pudiera herir la sensibilidad del menor. Sin embargo, los algoritmos informáticos no son infalibles.
Laura June, periodista y madre de una niña de 3 años, publicó en «The Outline» cómo tuvo que retirar repentinamente el iPad a su pequeña, quien misteriosamente estaba entretenida viendo vídeos de Peppa Pig en Youtube Kids hasta que se coló uno con contenido inapropiado con la popular cerdita como protagonista.
«Siempre soy muy consciente de lo que está haciendo (mi hija), porque YouTube es un mundo infernal», asegura June en el artículo titulado «Youtube tiene un problema con el cerdo falsificado de Peppa. Las marcas no son nuestros amigos. Pero a veces, pueden ser nuestros aliados». Y es que sin saber muy bien cómo, hasta la menor llegó contenido sensible.
«El video, titulado '#Peppa #Pig #Dentist #Kids #Animation #Fantasy', es completamente horripilante», explica la periodista tras ver con sus propios ojos el contenido que se estaba reproduciendo ante su pequeña. «Aunque el tipo de animación se parece a un episodio real de 'Peppa Pig', está mal hecho y la narración resulta perturbadora», afirma. Y es que el contenido mostraba a Peppa en el dentista, con agujas enormes, «un montón de herramientas de miedo» y todos los cerdos se vuelven «misteriosamente verdes» en vez de rosas. Es decir, según denuncia, en Youtube Kids se coló una versión aterradora de Peppa Pig para generar pesadillas entre los niños más pequeños.
Parecido, añade, sucedió con otra serie muy popular entre los preescolares: «Doc McStuffins» («Doctora Juguetes», en español). Esta animación, en la que la protagonista ejerce de médico y trata de las dolencias a los juguetes que tiene como pacientes, mostró contenido en el que «la gente rompe piernas» y «los huesos quedan expuestos». Según la periodista, «es aterrador».





Imagen de los vídeos falsos de Peppa Pig que aparecían en Youtube Kids
Imagen de los vídeos falsos de Peppa Pig que aparecían en Youtube Kids

«Mi recurso, por supuesto, es reportar los videos», reconoce June pero el problema está en que «estos videos parecen estar hechos para confundir a los niños, lo que significa que los niños son de alguna manera, inexplicablemente, su público objetivo». Y alerta que quizás haya motivos publicitarios detrás de todo ello.

¿Un negocio publicitario?

YouTube Kids nació con el objetivo de ofrecer cierta tranquilidad a los padres, ya que los niños pueden navegar en la «app» -supuestamente- sin temor a encontrarse un vídeo cuyo contenido no sea apropiado. Pero, tal y como explicó la compañía durante su lanzamiento en España, en YouTube se suben 400 horas de vídeo por minuto. Si algún vídeo se cuela, los padres pueden denunciarlo. Un equipo trabaja para revisar todo lo que sube a la plataforma infantil y en cuestión de horas, tras una denuncia, el contenido se retira si es inapropiado. De hecho, los vídeos terribles de Peppa Pig ya no está en la «app».
«Los videos marcados son revisados manualmente las 24 horas del día -continúan-, los siete días de la semana y los que no pertenecen a la aplicación se eliminan dentro de la misma»Fuentes de Google
Pero, cómo funciona este contenedor digital. Los vídeos disponibles están determinados por un filtro basado en algoritmos informáticos, sujeto sin embargo a la revisión de un equipo de la compañía americana. Pese a todo, el sistema de cribado automático no es perfecto, por lo que puede darse el caso que la aplicación muestre contenido inapropiado. «Los videos marcados son revisados manualmente las 24 horas del día -continúan-, los siete días de la semana y los que no pertenecen a la aplicación se eliminan dentro de la misma», defienden al diario ABC fuentes de la compañía americana. De hecho, Youtube recomienda además «para padres que quieren una experiencia más restringida, que desactiven la función de búsqueda de la aplicación»
Pero Laura June, en su denuncia, culpa no solo a Youtube de este coladero. También a las marcas: «No es solo trabajo de YouTube filtrar esta chatarra porque hay otra realidad interesante sobre las marcas. La verdadera 'Doc McStuffins' está hecha por Disney». Para la madre y periodista, este tipo de contenido inapropiado «se produce en algún tipo de fábrica donde la psicología infantil ha sido profundamente examinada».
Cuando la seguridad «se quita, estas marcas se convierten en algo mucho más siniestro». Para June, se trata de un «juego» en el que el dinero manda porque ese contenido se ha creado y posicionado por gente con determinados conocimientos (por ejemplo, SEO) como para que pasen desapercibidos.





Share on Google Plus

About SFM News

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario